¡Ha vuelto! Después de una larga ausencia, Lobezno, el auténtico y original mutante de las garras de adamántium, vive de nuevo. ¿Cuáles han sido... Lobezno 100: El retorno de Lobezno

¡Ha vuelto! Después de una larga ausencia, Lobezno, el auténtico y original mutante de las garras de adamántium, vive de nuevo. ¿Cuáles han sido las circunstancias de este regreso? ¿Qué precio ha pagado? ¿Y cuál será su papel a partir de ahora?

Pensad por un momento en esas películas de acción ochenteras y noventeras. Cuando los héroes de acción eran hombres hechos y derechos (y alguna que otra señora como Cynthia Rothrock o Michelle Yeoh) y no metrosexuales embutidos en trajes de poliéster. Pensad ese héroe que había caído a una muerte segura, ante lo que el villano de turno, muchas veces interpretado por algún actor europeo, que es lo que le da calidad a la película, se relame pensando en su prematura victoria. Ahora recordad esa secuencia a cámara lenta en la que el héroe se levanta contra todo pronóstico, músculos tensados, labio partido, ojos inyectados en sangre… Y el villano pone esa cara mezcla de incredulidad y frustración mientras piensa «¿pero cómo es posible que siga vivo?» ¿Os ubicáis? Pues esa es la cara que NO se nos ha quedado a los lectores de cómics ante el anuncio del retorno de Lobezno. ¿Pero es que alguien se creía de verdad que este hombre se iba a quedar muerto, por el amor de John McClane? ¿Matar a la gallina de los huevos de oro de Marvel? Faltaría plus.

retorno de lobezno

Estaba claro desde el principio que Lobezno tenía que volver. Sí, nos han mareado durante algunos años con Lobezna y El Viejo Logan, pero por muy buenos e interesantes que sean estos personajes, son como achicoria al café de Colombia. Ya hemos reseñado aquí la Muerte de Lobezno, y también la Búsqueda de Lobezno. Ahora le toca el turno al Retorno de Lobezno, en un tomo con el que Panini Comics celebra también el número 100 de su colección (la primera vez que una serie española de este personaje llega a los 100 números). Este regreso de Lobezno tiene ecos de aventura de James Bond, cierto regusto a la isla misteriosa y utópica de El Prisionero y, por qué no decirlo, algo de plagio/homenaje a las múltiples identidades del Caballero Luna. Porque Lobezno ha sido muchas cosas a lo largo de su dilatada vida: soldado, salvaje, asesino, mercenario, samurai, cazador, profesor, dueño de bar… Pero sobre todo, héroe. Todas estas identidades son representadas en jaulas dentro de la mente de Logan, y cuando éste despierta amnésico con su traje clásico azul y amarillo, empapado en sangre (sobre todo de otras personas) y con las garras desenvainadas e incandescentes (un nuevo poder a explotar), ha de escuchar lo que cada una de sus personalidades enjauladas le dice, y dejar salir a cada una de ellas a medida que la situación lo requiera. Un recurso narrativo que ya ha sido utilizado con anterioridad, como decimos, en la colección del Caballero Luna, con Marc Spector, Steven Grant y Jake Lockley alternándose en el asiento del conductor.

Tras despertar amnésico, como decimos, Lobezno seguirá el rastro de la corporación Sóter y su líder, la misteriosa Perséfone, que está experimentando con jóvenes mutantes y ha creado un ejército de muertos vivientes sin voluntad propia. Su rastro le llevará, en compañía de una doctora ex-empleada de Sóter, hacia una isla en mitad del océano, donde Lobezno tratará de encontrar respuestas al enigma de su misteriosa resurrección. Mientras, en Nueva York, la Patrulla-X al fin ha localizado el paradero de Lobezno gracias al superordenador Cerebro y se lanzan a rescatarle y llevarle a casa. Pero si fuera tan sencillo no sería una aventura de Lobezno, ¿verdad? Charles Soule (artífice también de la Muerte y la Búsqueda de Lobezno) escribe aquí un relato bordado de intriga y aventuras de sabor clásico, con un Lobezno más espía reticente que superhéroe, y con una villana, Perséfone, con un plan de dominación mundial tan rocambolesco que podría pasar perfectamente por una aventura de James Bond. Incluso hay una doctora (mujer fuerte, inteligente y atractiva, como las últimas chicas Bond) que se convierte en interés romántico del héroe. Esto no tiene nada de malo, sobre todo porque está escrito con oficio y mucho cariño hacia la historia y la mitología del héroe, y porque cuenta con los maravillosos lápices de Steve McNiven (La Muerte de Lobezno, Los Vengadores de Jonathan Hickman) en el primer y último número de la saga, en los que rinde sentido homenaje al gran Barry Windsor-Smith y su Arma-X. Desafortunadamente, semejante nivel de perfección y detalle imposibilitó a McNiven el ocuparse de la miniserie completa, de manera que los números 2, 3 y 4 son obra del también muy competente Declan Shalvey (Inyección, Masacre vs El Viejo Logan), con un trazo más claro, menos detallado, pero con un elevado nivel de calidad.

retorno de lobezno

Si pensáis que con este Retorno de Lobezno se acaba la cosa, no podéis andar más desencaminados. La historia de la corporación Sóter y Perséfone está lejos de terminar. Sin obstante , el ciclo de muerte, luto y resurrección de Lobezno sí que se cierra con este volumen. Se trata de un tomo de 160 páginas (incluyendo multitud de portadas alternativas USA) en encuadernación rústica sin solapas al imbatible precio de 11 EUR, con un material que, no lo dudéis, será objeto de una futura reedición en tapa dura. Y digo que no lo dudéis, porque desde luego el material lo está pidiendo a gritos.

Summary
Review Date
Reviewed Item
Lobezno 100: El retorno de Lobezno
Author Rating
41star1star1star1stargray
Compartir:

Antonio Hidalgo

Anteriormente conocido como El Tete, abandonó los sellos y las RCLTG para encargarse de esta web. Y no volvió a mirar atrás. Bueno, algún vistacillo ocasional sí que ha echado.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com