Es la hora de las tortas!!!

Es la hora de las tortas!!!

Scalped: Libro cinco

Hace varios años, en el Saló del Cómic de Barcelona, estábamos casi todos los miembros de la familia tortense tomando unas cañas y hablando de tebeos (quién se lo iba a imaginar) y la cosa derivó hacia los clásicos de la línea Vertigo. Me sorprendió mucho que Laintxo, una de las personas del mundillo cuyo criterio más fiable me resulta, mencionara Scalped, una serie a la que yo había dado una oportunidad y me había resultado notablemente plomiza. Lo que se dijo probablemente fuera algo así…

-¿Y ninguno va a hablar de Scalped?
-Buf, yo lo intenté y no pude con ella.
-Tío, Scalped es el mejor tebeo de los últimos 20 años…
-¿En serio? Me compré el primer tomo de Planeta y sí, muy bien contado todo, pero no consiguió interesarme en ningún momento.
-Dale una oportunidad. Es una serie que se va cociendo a fuego lento. Tarda en arrancar, pero merece mucho la pena.

Pasan lo años. Más arrugas, más kilos, más achaques, menos sitio para guardar tebeos en las estanterías, y llega el Saló de 2016. Y ECC saca el primer tomo (de cinco) de la Edición Deluxe de Scalped. Y de nuevo, Laintxo vuelve por sus fueros.

-¿Te has decidido ya a probar con Scalped?
-Sigo teniéndola pendiente.
-Pues la edición que acaba de salir es una oportunidad inmejorable.
-Ya, pero tío… 29 euros…
-Mira, vamos a hacer una cosa. Cómpratela. Si no te gusta, yo te compro el tomo. Y me lo como con patatas.
-Mmm. Me estás convenciendo…

Y me decidí. Me costó un par de días conseguir el mencionado tomo, porque, aún costando 29 euros y siendo una reedición de una obra aparecida ocho años atrás, se agotó hasta en el stand de la editorial.

scalped

Contiene: Scalped Deluxe Edition Book Five (núms. 50-60 USA)
Guión: Jason Aaron
Dibujo: R.M. Guéra, Brendan McCarthy, Dean Haspiel, Denys Cowan, Igor Kordey, Jill Thompson, Jordi Bernet, Steve Dillon, Tim Truman
Formato: Cartoné, 256 páginas.
Precio: 25€

Scalped

La serie de Jason Aaron tiene su origen como un relanzamiento de Scalphunter, el personaje de cómics del oeste creado a finales de los 70 por Sergio Aragonés y Joe Orlando, pero vista la evolución en el desarrollo de la historia, se decide darle su cabecera propia. Aún así, quedan toques de la inspiración en más lugares aparte del título. Scalphunter es un niño blanco, Brian Savage, que ha sido criado por los indios y vive como uno de ellos. El protagonista de Scalped, Dashiell Caballo Terco, es un indio que se gana la vida entre blancos, como agente del FBI.

Se describe habitualmente esta serie como un western noir. Antes de empezar a leerla me costaba entender semejante mezcolanza de géneros. Hasta que te sumerges en la lectura. La parte de western queda clara al estar ambientada en una Reserva de Nativos Americanos. Pero la de noir… el noir es un estilo asociado al cine criminal. De gangsters, incluso. Pero no terminaba de ver cómo se podía hacer una historia noir con indios. Hasta que te sumerges en la vida de Dashiell en la reserva de Prairie Rose, y ves que todos los tópicos del noir están en esta serie. El héroe poco o nada heroico, el ambiente pesimista, cínico, violento, degradado… hasta la femme fatale está por aquí. De hecho, incluso el nombre del protagonista es un guiño al género. Se considera que la primera película noir de la historia es El Halcón Maltés, adaptación de la primera novela en la que apareció Sam Spade y escrita por Dashiell Hammett.

Afrontar la reseña de este último tomo sin entrar en el spoiler es complicado. Baste decir que el Libro Cinco de esta Edición Deluxe cierra la serie de forma impecable. En lugar de dar un final fácil (que no necesariamente feliz), todas las tramas llegan a su conclusión lógica. Y los que no puedan resistir la tentación de leer de nuevo el primer número de la serie una vez terminado el último, verán que la serie ha sido tremendamente coherente, tanto en guión como en dibujo, y que el camino seguido por los personajes es el que debía ser, no el esperado o el que nos habría gustado. En definitiva, una cierre impecable para una serie que ha bordeado la perfección a lo largo de sus cinco años de vida. Estamos, sin duda, ante un clásico moderno, una de las luminarias del sello Vertigo que con los años estará, por derecho propio, en el mismo altar en el que hoy en día tenemos a Sandman, a Transmetropolitan, a Invisibles o a Hellblazer.

Y del arte… qué decir. El primer encuentro con los lápices de Guéra es muy chocante. Es un dibujo sucio, incluso violento. Pero es que la historia lo requiere así. Poco a poco vas aprendiendo a apreciarlo. A darte cuenta que el uso de grandes manchas de negro es una muy apropiada traslación del claroscuro tradicional del noir clásico cinematográfico al medio del cómic. A ver que la narrativa es impecable, y que tiene un control del ritmo de la historia envidiable. Que estamos ante un tebeo americano hecho con el estilo y el mimo de un álbum europeo.

Los autores

Mira que es difícil que un autor empiece su carrera con una obra maestra, con su obra cumbre. Jason Aaron casi lo hizo. Su primer contacto con el mercado americano fue en junio de 2002, en el número 175 de Lobezno, con una historia corta descrita como “Story written by the winner of the Wolverine Writing Contest”. Cuatro años después, en diciembre de 2006, publica bajo el sello Vertigo el primer número de la serie limitada El Otro Bando. Y en marzo de 2007, antes llegar a las tiendas el quinto y último número de la mencionada limitada, sale a la venta el primer número de Scalped. Desde entonces, ha demostrado ser un escritor todoterreno que sabe desonvolverse tanto en explotaciones de franquicias como Star Wars, en series superheroicas clásicas, como Motorista Fantasma, Lobezno y la Patrulla X o Hulk, en macrocrossovers como VvX o Pecado Original, en series superheroicas más personales como Doctor Extraño o Thor, o en series de cosecha propia como The Goddamned o Paletos Cabrones para Image Comics, sucesoras en tono y espíritu de su obra primigenia en Vertigo.

La carrera americana del dibujante serbio nacionalizado español R. M. Guéra, Rajko Milošević, también conocido como Gera, es bastante similar a la del guionista. Un puñado de historias en la revista Heavy Metal en la segunda mitad de los 90… y directamente Scalped. Sí es cierto, en cambio, que Guéra ya tenía una carrera en la industria del cómic yugoslava desde principios de los 80. El propio autor cuenta más sobre su carrera en la entrevista que le hicieron los compañeros Laintxo y Antonio en el Saló de Barcelona de 2016.

En resumen…

Cuando este tomo ha llegado a mis manos, me he lanzado a él de cabeza. La lectura prioritaria, la más deseada. El tebeo del mes, vamos. Pero hay que reconocer que los tres meses que han pasado entre la edición del tomo anterior y éste han hecho que no tuviera la lectura todo lo fresca que me habría gustado. Recomendaría a los que ya han pasado por los cuatro tomos anteriores que, antes de sumergirse en este último tomo, aprovechen para releerlos y que este quinto tomo sea el acelerón final que se merece. Y a los que aún no se hayan acercado, por el motivo que sea, a esta serie, ya puedo decirles que, leída en conjunto, es un must como hay pocos.

¿Qué decir, para concluir, de Scalped, una vez terminada? En pocas palabras, podría resumir estos cinco tomos en una sola frase: Laintxo, tío, tenías toda la puta razón.

 

[amazon_link asins=’841707161X’ template=’AnuncioComicsPosts’ store=’elhdlt-21′ marketplace=’ES’ link_id=’72982719-5691-11e7-8f26-4523a6568ce8′]