No son muchas las obras noruegas que llegan a nuestro país, la verdad. Aún siendo cierto que los mercados en los que navega Liana... ¿Y a ti qué te ha pasado?

No son muchas las obras noruegas que llegan a nuestro país, la verdad. Aún siendo cierto que los mercados en los que navega Liana Editorial en busca de sus obras no es precisamente el más habitual, me resultó curioso ver la publicación de esta ¿Y a ti qué te ha pasado?  y despertó mi interés por ver qué tiene de especial. Cuando uno abre el libro por primera vez se encuentra un dibujo muy sencillo, con ciertas reminiscencias incluso a la animación infantil de los ochenta-noventa, y una historia que parece tocar temas como el acoso escolar, la anorexia y los trastornos de la propia imagen corporal. Bueno, tenemos referentes recientes como Subnormal  o, Yo, gorda que ya tocan esos temas, ¿es esta diferente? Pues sí, lo es. Me ha parecido una obra tremendamente acertada, y contada desde un punto de vista que me ha sorprendido, para bien.


Acompañamos en esta historia a Janne, una chica de secundaria, con sobrepeso, que comienza a tener problemas con sus compañeros, por su peso, e incluso sufrirá la falta de tacto de alguno de sus profesores. Los padres de Janne intentan que esta pierda algo de peso y le proponen un trato por el que le darán 100 coronas (unos 10€) por cada kilo que consiga perder. El proceso no será fácil, y tal vez haga demasiada mella en una chica que se encuentra en fase de desarrollo tanto físico como psicológico.

Jordahl cuenta la historia de Janne desde un punto de vista muy personal. Cuando estamos ante estas obras, hay una tendencia a centrarnos en las escenas desagradables de acoso, o en los síntomas de la propia enfermedad (cuando el intento de llevar hábitos de vida saludable se convierte en una patología). Pero aquí la autora nos brinda un vistazo a la propia lucha que tiene su protagonista, cómo se enfrenta a sus monstruos y cómo una frase inocente puede hacer mella en una psique en desarrollo. Me ha gustado mucho que no es una historia excesiva, no es un gran drama. No temáis ver a Janne provocándose el vómito después de comer y con hipoglucemias provocadas por el ayuno mantenido. No me malinterpretéis, no estamos ante el blanqueo de una historia dura y seria, sino que la autora consigue, sin necesidad de buscar el impacto en el lector, que comprendamos los motivos que llevan a Janne a actuar como lo hace. Nos hace comprender su falta de autoestima, sus malentendidos, cómo el hecho de que una amiga le dé de lado puede provocar que su confianza se venga abajo… pero no hay un momento de catarsis como tal, sino que la chica va a aprendiendo y saliendo de la situación por sí misma, aunque quede reflejado que lo está pasando mal.


Con un dibujo muy sencillo, parco en fondos de viñeta y la expresividad justa, Jordahl consigue oro. Me encanta el recurso que utiliza para representar su falta de autoestima. La convierte en una masa deforme, enorme, obesa y negra que es la representación de su propia autoimagen. Janne se ve así, y esa imagen se convierte en su enemiga, su némesis que intentará derrumbar su confianza en todo momento. Esa figura acompaña en todo momento a la niña, y así lo vemos en todo momento, ahí presente, incluso cuando no está interactuando con ella. Me ha parecido un recurso muy inteligente y que consigue el efecto de que comprendamos mejor a la niña. Hay una viñeta, por ejemplo, en que Janne está comprando ropa interior en la típica tienda con fotos de modelos delgadas y maniquís de chicas con una figura muy fina, en la que la sombra se coloca detrás de uno de los maniquís. Ni siquiera necesita mostrar a Janne mirando esa figura para que comprendamos que realmente ella ve ese maniquí y ni se le pasa por la cabeza comprar ese conjunto de ropa interior porque no pega nada con una chica enorme y obesa. Ese continuo juego a sugerir sin necesidad de señalar es algo que me ha encantado de esta obra.

La obra ha conseguido numerosos premios en su país como libro infantil y juvenil, muy merecidos, puesto que a diferencia de otras obras de este corte, pienso que está dirigida directamente a un lector joven, que puede encontrar en ella una fuente de empatía con cómo pueden estar viviendo sus propios cambios corporales y el impacto que tienen esos cambios en su entorno cercano.


En definitiva, ¿Y a ti qué te ha pasado?  es una obra muy interesante, puesto que muestra una historia de superación personal, de pasar de cerca por la enfermedad sin llegar a que se rompa definitivamente la cuerda, y contado con un estilo certero y amable como pocos. Que nadie se deje engañar por un estilo aparentemente infantil y sencillo, porque Jenny Jordahl consigue transmitir muchísimo sin necesidad de fuegos artificiales y recursos llamativos. Por el contrario, opta por una narrativa sutil e inteligente, pero mucho más certera, consiguiendo que conectemos profundamente con los sentimientos de la joven protagonista.

Lo mejor: Consigue que comprendamos a la protagonista sin necesidad de hacernos pasarlo mal. Sin ser un gran drama, resulta igualmente efectiva, si no más que otras obras de este corte.

Lo peor: Dejarse engañar por ese aspecto de libro infantil, puesto que funciona igual de bien para público adulto que juvenil.

Compartir:

Alejandro Martínez

Alcalde no electo de Star City. Conocido en determinados círculos como "El páharo". Era el único que justificaba sus artículos en esta web, pero los caciques que la dirigen me han obligado a dejar de hacerlo... Sniff sniff.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com