Una de las novedades más arriesgadas publicadas por Planeta DeAgostini Comics el pasado Salón del Cómic de Barcelona fue la recopilación de los cómics... Reseña: Transformers Marvel UK #1

Una de las novedades más arriesgadas publicadas por Planeta DeAgostini Comics el pasado Salón del Cómic de Barcelona fue la recopilación de los cómics que Marvel UK lanzó al mercado británico aprovechando el tirón de la serie de dibujos animados y los muñecos articulados Transformers, allá por los años 80.

transformers-marvel-uk-n-01_9788415921189.jpg
Varios autores

Por primera vez en nuestro país

A España, en aquella época, la información llegaba con cuentagotas, y lo único que conocíamos de Transformers era la serie de dibujos animados, que lanzaba a los niños en masa a las jugueterías a comprar los muñecos (yo quería un Starscream, y me tuve que conformar con un Shockwave, pero era MI Shockwave, y molaba mucho, y se convertía en pistola de rayos láser, y nadie más tenía otro). También llegué a completar el álbum de cromos, pero una noche lo dejé en el suelo y se lo comió mi perro. No es broma.

De modo que cuando Cómics Forum se lanzó a publicar la colección de Marvel Comics (la americana) de Transformers, los peques de entonces la acogimos con los brazos abiertos. ¡Si hasta salía Spiderman! Claro que, en aquella época, Spiderman era el Lobezno de ahora: si querías vender un número de cualquier colección, sólo tenías que poner a Spiderman en la portada: ¡éxito instantáneo!

Por otro lado, la división británica de Marvel también publicó sus propios tebeos de Transformers para el mercado nacional, con mucho cuidado de no contradecir lo que se contaba en los de Marvel USA, y siempre necesitando el beneplácito y la aprobación de la juguetera Hasbro. No era fácil, teniendo en cuenta que no en aquella época no había internet, no contaban con guías ni libros de estilo, y la única información de que disponían guionistas y dibujantes era en muchos casos la ilustración que acompañaba la caja de los muñecos.

transformers-marvel-uk-n-01_9788415921189

No son tebeos perfectos, todo hay que decirlo. Pero hay que tener en cuenta que estaban destinados a aprovechar el tirón comercial de una serie de dibujos animados y una colección de muñecos. Por tanto, su público objetivo eran niños. Ni siquiera adolescentes. Por tanto, no esperéis historias demasiado enrevesadas, ni personajes de una gran profundidad (porque, en la mayoría de los casos, los guionistas no tenían ni idea de qué personalidad tenía cada robot, sólo unas líneas generales del papel y las habilidades de cada uno de ellos, y ni siquiera de todos).

Pero el dibujo tiene el encanto de los cómics británicos de los 80, y ese coloreado manual, como de lápices Alpino, tan característico. Yel tomo contiene historias como El Hombre de Hierro o Crisis de Autoridad, que se grabaron a fuego en la memoria colectiva de los jóvenes lectores de la época. Y releyéndolas ahora, uno comprende por qué.

La edición de Planeta, en tapa dura y con  nueva portada a cargo del legendario dibujante de la colección Andrew Wildman, está muy cuidada. Las historietas vienen acompañadas por un prólogo y artículos que explican el origen de toda esta aventura británica, y nos ponen en antecedentes de lo que vamos a encontrar leyendo estos cómics. Además, se incluyen anuncios de la época, portadas originales, que nos retrotraen 30 años atrás (¿tanto? Madre mía, qué viejo soy).

El único pero que se podría poner a esta edición es el tamaño de letra tan reducido que se ha utilizado en la rotulación. Cuesta muchísimo de leer, aun acercándose el tomo a los ojos. Y esto, en tomo de casi 300 páginas, cansa bastante. Tal vez se hubiera podido respetar el tamaño original de la revista británica, y aprovechar mejor el espacio de la página.

Compartir:

Antonio Hidalgo

Anteriormente conocido como El Tete, abandonó los sellos y las RCLTG para encargarse de esta web. Y no volvió a mirar atrás. Bueno, algún vistacillo ocasional sí que ha echado.

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com