Con casi diez años de retraso llega a nuestro país la edición integral de Las pobres aventuras de Jeremías , de Riad Sattouf. Lo hace... Las pobres aventuras de Jeremías

Con casi diez años de retraso llega a nuestro país la edición integral de Las pobres aventuras de Jeremías , de Riad Sattouf. Lo hace de la mano de Nuevo Nueve y nos permite recuperar en su totalidad las aventuras de este perdedor y sus amigos de la infancia. Y es que la serie comenzó en forma de tomos a color, de la que vieron la luz tres números, entre 2003 y 2005. Ocho años después, Dargaud recuperaría en un tomo integral toda la serie, quitándole el color para aumentar la intensidad y el dramatismo de la obra.

Cuenta el propio Sattouf en el prólogo lo mucho que le costó arrancar la serie. Fue presentando un avance de lo que pretendía hacer editorial por editorial, sin ningún éxito, hasta que un editor prejubilado de Dargaud tuvo acceso a esas páginas y le hizo tanta gracia que acabó consiguiendo que dieran luz verde a la serie. Sería el comienzo de una exitosa carrera que alcanzaría su punto álgido con las obras autobiográficas El árabe del futuro  o Los cuadernos de Esther . No obstante, la obra que hoy nos ocupa le valió el premio a mejor guión en el festival de Angulema en 2003, y supuso el arranque de una colaboración con la revista Charlie Hebdo.


Las pobres aventuras de Jeremías  no engaña con su título. Cuenta el día a día de Jeremías, un friki que trabaja como diseñador de carátulas de videojuegos y pasa el día junto a sus amigos Sandrine y Jean-Jacques. Son tres personas tirando a feuchas que están todo el día buscando ligar, con resultados desiguales, aunque mucho más fructíferos de lo que cabe esperar cuando les conoces. Las historias están contadas con mucho humor negro y con un tono que puede llegar a recordar a una versión mucho menos corrosiva de las obras de Peter Bagge o del movimiento underground americano en general de finales de los setenta. Tiene ese aire desenfadado y con unos personajes que, más de una vez, apetecería zarandear e incluso abofetear… XD

El tomo recoge la primera aparición, una página de presentación del personaje, los tres tomos publicados, y dos historias cortas especiales. El primer libro, Los preciosos pies de Florence , sirve de presentación de los personajes y de cómo Jeremías se encapricha de la secretaria de su empresa, Florence, a la que ve juguetear con sus zapatos día a día en la oficina. Al igual que en el resto de historias, no hay una línea argumental como tal, pero una vez finalizada la lectura, te das cuenta de que no todo era tan improvisado como aparenta y, realmente, va dirigido a contar una historia más concreta de lo que parece.

El segundo libro, tal vez el más divertido, es El país de la sed , en el que nuestros tres amigos deciden ir a pasar unos días a la playa, y allí se encontrarán con todo tipo de personajes: desde un antiguo bully del colegio, una familia alemana con gustos muy peculiares, un grupo de chicos conflictivos que están supuestamente vigilados por un par de monitores que no siempre están tan pendientes como debieran; o un grupo de biólogos marinos que van a investigar la aparición en la playa de un calamar gigante. Esta me ha parecido la más desternillante, por las situaciones que se producen, realmente divertidas e inesperadas.


La última historia es El sueño de Jeremías , una historia que arranca con Jeremías yéndose a vivir con su novia rica a una mansión enorme. Aquí la diversión consiste en el contraste del personaje que, supuestamente debería haber sentado la cabeza, pero sigue siendo el mismo perdedor de siempre. Tiene situaciones muy divertidas, aunque reconozco que el hecho de colocarle en una situación tan ventajosa por tener una novia guapa y adinerada que le ama de verdad, resta un poco de esa chispa que tenía la serie en sus dos primeros capítulos. En el fondo, el lector de esta serie tiene ese punto sádico en el que disfruta viendo cómo le salen mal las cosas a Jeremías…

El dibujo es muy sencillo, sin casi detalles, pero consigue transmitir muy bien las emociones y las expresiones están bien conseguidas. Se nota además la rápida evolución entre los álbumes, a pesar de que solo pasaran un año entre uno y otro, con una mejor economía de viñetas para narrar en las últimas aventuras. Siendo sincero, creo que la decisión de quitarle el color para la edición integral no perjudica tanto como podría parecer. Es cierto que se trata de una serie en la que el guión predomina sobre el dibujo y viendo algunas páginas coloreadas, diría que hay veces en las que se produce una distracción innecesaria. Lo que sí puede llamar un poco la atención es la traducción de esta edición. Al ser una obra humorística que tiene casi veinte años, tiene algunas licencias en su traducción. Lo vamos a ver muy al principio cuando hablen de jugadores de fútbol y estén hablando de Mbappé, mientras que en la edición original se cita al exportero de la selección Fabien Barthez. Pero lo que realmente va a dejarnos con la boca abierta es la decisión de la traductora Ana María Navalón de cambiar las canciones originales, gracias a lo cual vamos a poder ver a los personajes cantar un amplio catálogo de la historia musical de nuestro país, desde Los Chunguitos, a Sara Montiel, Miguel Bosé, o José Luis Perales. Reconozco que este tipo de detalles me sacan un poco de la lectura, aunque entiendo que están justificados para mantener la intencionalidad original del autor por transmitir ridiculez a algunas escenas.


En definitiva, Las pobres aventuras de Jeremías  es un título acertadamente recuperado por Nuevo Nueve. Para los amantes del cómic underground puede suponer una agradable sorpresa, y para los seguidores del autor, con sus obras más serias, puede sorprender igualmente al ver la semilla de lo que serían sus siguientes obras (en el fondo Jeremías tiene mucho del propio Sattouf). Edición cuidada y completa la de Nuevo Nueve en un tomo cartoné con papel off-set de gramaje alto.

Lo mejor: El sentido del humor ácido y gamberro. Lo bien que funciona un dibujo tan escueto.

Lo peor: Si no estás acostumbrados a leer cómic underground, puede que no consigas conectar con el sentido del humor de la obra.

Compartir:

Alejandro Martínez

Alcalde no electo de Star City. Conocido en determinados círculos como "El páharo". Era el único que justificaba sus artículos en esta web, pero los caciques que la dirigen me han obligado a dejar de hacerlo... Sniff sniff.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com