Es la hora de las tortas!!!

Es la hora de las tortas!!!

La Cosa del Pantano: Cosecha roja – La saga completa

La Cosa del Pantano: Cosecha roja – La saga completa
Guion
Brian K. Vaughan
Dibujo
Roger Petersen, Giuseppe Camuncoli
Tinta
Joe Rubinstein, Mark Lipka, Rick Magyar, Guy Davis, Steve Lieber, Paul Pope, Marc Hempel
Color
Alex Sinclair, Jamison, Chris Chuckry
Formato
Cartoné, 156x239 mm., 504 pgs.
Precio
42.50 €
Editorial
ECC Ediciones. 2022
Edición original
Swamp Thing vol. 3 1-20, Vertigo Secret Files & Origins: Swamp Thing, Vertigo Winter's Edge 3 USA

El próximo estreno de la serie de Amazon Prime de Paper Girls, que se estrenará a finales de este mismo mes, ha traído de vuelta al primer plano a Brian K. Vaughan, un autor que desde 2019, año en el que firma Barrier y el final de Paper Girls -el cómic- sólo habíamos visto en El Extranjero, el especial de Los Muertos Vivientes. Se da la casualidad de que también por estas fechas La Cosa del Pantano ha vuelto a estar presente en los boletines de novedades: en mayo salió el primer número de Infierno Verde, la serie limitada de Jeff Lemire y Doug Mahnke para Black Label, y a finales de este julio saldrá el primer tomo de Devenir, firmada por Ram V, John McCrea y Mike Perkins. Eso hace que sea el momento ideal para la reedición de la etapa de Vaughan en la serie del Elemental del Verde, que ECC recopila ahora en un volumen integral llamado Cosecha Roja.

la cosa del pantano cosecha roja pg1

Cosecha Roja recoge íntegro el tercer volumen de la serie Swamp Thing, publicado originalmente por DC/Vertigo entre 2000 y 2001. Este material no llega al mercado español hasta 2014, cuando fue editado por ECC en cuatro tomos en rústica. Además de comenzar con una renumeración respecto de la serie más longeva del personaje, la publicada entre 1982 y 1996 por la que pasaron Alan Moore, Rick Veitch o Grant Morrison, tiene una característica especial: es la primera serie regular con el título Swamp Thing en la que el protagonista no es Alec Holland. Previamente habían visto la luz dos números especiales en los que el Elemental del Verde había sido otra persona: Alex Olsen, en el legendario House of Secrets #92, y Aaron Hayley, en el prestigio Swamp Thing: Raíces, pero es en este tercer volumen cuando tenemos un Elemental -no sólo del Verde- que no es Alec Holland… sino su hija Tefé.

Tefé Holland no es un personaje especialmente popular. Desde su nacimiento allá por 1989 tan sólo ha aparecido en ochenta y cinco tebeos, llegando a algo menos de cien si contamos sus apariciones como Brote y el seguimiento del embarazo de de Abby, de los cuales sólo se han publicado en castellano aproximadamente la tercera parte. La concepción de Tefé tiene lugar durante la etapa de Rick Veitch, en un extraño crossover entre Swamp Thing y Hellblazer en el que Alec posee el cuerpo de John Constantine y con él fecunda a Abby. De este modo, la criatura que nace es humana pero con poder elemental, y está llamada a ser la próxima Cosa del Pantano. Su cuerpo de carne también le da poder sobre el Rojo, no sólo sobre el Verde como ocurría con su padre.

la cosa del pantano cosecha roja pg2

Cosecha Roja nos presenta a una Tefé ya adolescente, y esa difícil edad se une a una naturaleza en parte inhumana, convirtiendo a la protagonista de este libro en un personaje con el que resulta francamente difícil empatizar. Es parte humana, por herencia materna, pero la naturaleza que representa el padre es cruel, y ese es uno de los rasgos principales del carácter de la chica. Lo de haber mediado sangre de demonio en su creación, por el vehículo que fue Constantine, desde luego que no la dulcifica. Es un personaje amoral que en algunos momentos llega a caer directamente mal. En según que momentos podríamos incluso decir que estamos ante una historia contada desde el punto de vista de la villana.

La historia que nos cuentan aquí es básicamente una road movie, al estilo de lo que fue Predicador, pero con mucha menos gracia. Tefé y sus dos acompañantes, un veterano del ejército americano y un nativo con cicatrices en la cara, recorren el país buscando el bíblico Árbol del Conocimiento. Por el camino se irán encontrando con sucesos de todo pelaje, como ecoterroristas o estrellas del rock malvadas. Quizás pueda dar la sensación de que el principio estaba planteado y el final también, y entre medias hay un puñado de fill ins que aportan entre poco y nada a la historia.

la cosa del pantano cosecha roja pg3

Pese a ser un autor reputado hoy en día –Saga, Y el último hombre o Ex Machina están en muchos listados de obras imprescindibles del S.XXI- Brian K. Vaughan debuta en Marvel en 1996, durante el evento La Era de Apocalipsis, pero no es hasta el 2000, en esta Cosa del Pantano, que consigue su primer encargo de larga duración. Se le nota primerizo aúm, pero tiene buenas ideas aquí y allá. Quizás el principal problema que se le puede achacar a esta obra es que es difícil sentir empatía por los presonajes protagonistas, y teniendo en cuenta que una de las virtudes principales de Vaughan siempre ha sido la caracterización de personajes, podríamos decir que falla en lo que acabaría siendo el punto fuerte del escritor.

Al dibujo tenemos a dos autoresbien diferenciados. Arranca el tomo Roger Petersen, un autor que tuvo una popularidad limitada a finales de los 90 y del que se han publicado escasos trabajos en castellano. Aunque es correcto, resulta un tanto acartonado e inexpresivo, lo cual no ayuda al primerizo Brian K. Vaughan que escribe. La segunda mitad la dibuja un novato Giuseppe Camuncoli, en su primer trabajo para el mercado americano. No llega aún a los niveles de excelencia que le hemos podido ver los últimos años, pero tiene un toque indie muy interesante y claramente superior a los números dibujados por Petersen.

cosecha roja pg4

Hablemos claro: Cosecha Roja no es un cómic especialmente interesante, y dista mucho de ser una de las etapas más memorables del personaje. Por supuesto que no está a la altura de las legendarias épocas de Alan Moore o de Len Wein y Bernie Wrightson, pero es que incluso otras aproximaciones posteriores al personaje, como las de Scott Snyder o Tom King, son superiores. Pero como aproximación a un rincón poco explorado de los mitos del Verde o como documento histórico con los primeros trabajos de Vaughan o Camuncoli, tiene un interés innegable.

Coméntanos algo

No hay comentarios aún. Sé tú el primero

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.