La Sección 9 recibe un aviso de que un grupo criminal está planeando atacar a una institución financiera. Para evitar el ataque, la Sección... Ghost in the Shell: Stand Alone Complex 4: ¥€$

La Sección 9 recibe un aviso de que un grupo criminal está planeando atacar a una institución financiera. Para evitar el ataque, la Sección 9 integra la base secreta de los delincuentes. La misión va bien y la amenaza se neutraliza … ¿o no? Algo está mal, y el Mayor Kusanagi y la Sección 9 deben actuar rápidamente para evitar que los delincuentes logren su verdadero objetivo.

Ghost in the Shell, la obra cumbre del mangaka Masamune Shirow, es probablemente una de las obras de ciencia ficción más complejas argumentalmente que nos ha proporcionado el país nipón. Una serie que ha trascendido su origen en papel y ha llegado hasta contar con una película de imagen real hecha en Hollywood. Series de TV, videojuegos, ¡e incluso novelas! conforman actualmente el complejo universo de GITS: una gallina de los huevos de oro de la que Kodansha no se quiere deshacer tan fácilmente, aunque eso suponga publicar subproductos tan alejados de la obra original como este Stand Alone Complex.

stand alone

Y es que toda la complejidad argumental con la que Shirow (Orion, Black Magic) impregnó su obra cumbre aquí brilla por su ausencia. Shirow, en el manga original, y en sus secuelas Human Error Processor y Manmachine Interface, no sólo planteaba un futuro no muy lejano con cyborgs y armas de alta tecnología, sino que también planteaba los conflictos existenciales de sus protagonistas, el complejo de autosuficiencia, el derecho a la intimidad en un mundo perpetuamente conectado, por no hablar de las tramas de guerra fría entre países, espionaje industrial e internacional y, por supuesto, la vida de su protagonista Motoko Kusanagi. De todo este rico universo, el guionista y dibujante Yu Kinutani sólo se queda con el aspecto tecnológico y una pizca de crítica a la excesiva tecnologización de la sociedad. Su serie Stand Alone Complex es una serie procedimental en el que en cada episodio la Sección 9 (lo que los nostálgicos aún recordamos como Patrulla Especial Ghost) se encarga de cumplir con la misión de turno, ya sea detener un tanque a la carrera o impedir, como en este último volumen, el asesinato de un magnate de las finanzas por parte de una asesina contratada por el gobierno de un país comunista.

stand alone

El país comunista en este caso es, evidentemente, la China Meridional, que envía a una asesina cyborg llamada Fem (con su camisa estilo Mao y todo) a acabar con Kanemoto Yokose, un matemático que se ha hecho rico invirtiendo en bolsa. No obstante, no todo es lo que parece, y Motoko y el resto de la Sección 9 no tardarán en darse cuenta de que hay algo que no cuadra en todo esto. El tomo se inicia con una escena de acción que nos trae recuerdos de ese primer capítulo del manga original de Shirow, con un camión de basura y un anciano abandonado entre un montón de bolsas de basura. Un pequeño easter egg para los fans más talluditos. A continuación, a Motoko la pondrá contra las cuerdas un gigantón prostetizado con un… er… cañón fálico, y la investigación posterior les pondrá sobre la pista de la asesina Fem y el financiero Yokose, a cuya mansión acudirán para proteger su vida.

Stand alone

Por más que intento entrar en el juego de esta miniserie Stand Alone Complex (cuyas tramas nada tienen que ver con el Complejo de Autosuficiencia al que hace referencia el título), no hago sino verme expulsado de la historia por un guion escrito en piloto automático y un dibujo meramente cumplidor, sí, pero con una protagonista con la expresividad de un calcetín con ojos de plástico. Los que consideren Ghost in the Shell una serie en la que una cyborg buenorra va por ahí hackeando cerebros y repartiendo estopa no han entendido ni la décima parte de lo que realmente ofrece el vasto universo creado por Shirow (al nivel de decir que Akira va de un tío que tiene una moto to guapa). La presencia de Motoko parece servir al autor de este manga como mera excusa para dibujar a una chica guapa, sin preocuparse de dotarla de expresividad. No refleja emociones, apenas cambia de cara en toda la historia, y no vale como excusa decir que es un cyborg y que por tanto no tiene sentimientos, porque eso es saltarse a la torera toda la complejidad emocional que le proporcionó Shirow. Todo se reduce a dibujarla mostrando palmito, y si hay que hacer una viñeta con un contrapicado para enseñar todo el tetamen posible, pues se hace:

Stand alone

Este Ghost in the Shell: Stand Alone Complex, publicado por Planeta Cómic, tenía posibilidades de ser un digno heredero del manga de 1989, que tanto éxito de crítica y público cosechó. Tanto, que Shirow no ha vuelto a publicar ningún manga desde 1997 (GITS 2: Manmachine Interface). Los fans de Shirow sólo hemos podido seguirle mediante la publicación de artbooks a precios prohibitivos en occidente, o a través de las series de TV y OVAs que sí han traspasado fronteras. A la espera de su retorno al tablero de dibujo (ay, uno sólo puede soñar), nos conformaremos con echar un vistazo a la nueva serie de animación por ordenador de Ghost in the Shell llamada SAC_2045.

Compartir:

Antonio Hidalgo

Anteriormente conocido como El Tete, abandonó los sellos y las RCLTG para encargarse de esta web. Y no volvió a mirar atrás. Bueno, algún vistacillo ocasional sí que ha echado.

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com