Se define narrativa transmedia como una técnica por la que una historia global se desarrolla en diferentes medios, y que es el propio espectador... Cuphead: Lances cómicos y desatinos

Se define narrativa transmedia como una técnica por la que una historia global se desarrolla en diferentes medios, y que es el propio espectador el que elige su nivel de implicación. Evidentemente, cuanto más productos consuma, más profunda será la comprensión de la historia, pero cada producto debe tener una entidad independiente. El caso más claro es probablemente Star Wars. Aparte de las nueve películas de la saga central tenemos un par de películas spin off, varios telefilmes que la historia ha pretendido olvidar, series de televisión de animación y de imagen real, videojuegos, cómics, novelas… ningún medio está a salvo de ser colonizado por Star Wars. Y desde la creación de George Lucas, que aunque no fue la primera quizás sí la más exitosa, bastantes más franquicias han utilizado esta técnica. Matrix, la saga de las Hermanas Wachowski, ha pasado por películas, cómics, videojuegos o cortos de animación. Battlestar Galactica también ha pasado por varias series de televisión, webisodios, cómics… hasta juegos de tablero. Y con este cómic que hoy nos ocupa, parece que el videojuego Cuphead también da el salto de plataforma.

cuphead pg1

Cuphead es un juego que vio la luz en 2017 para Windows y Xbox One y ha ido progresivamente incorporando otros dispositivos a su lista, llegando en verano de 2020 a la PS4. Es un run’n’gun de manual, de esos de desplazamiento lateral y de ir pegando tiros a todo enemigo con el que te cruces. Juegos como ese hay a patadas y los lleva habiendo toda la vida -es uno de los esquemas clásicos de la era del Spectrum-, pero éste destaca por méritos propios  por encima de otros similares. Lo primero que llama la atención de este juego es su estética, al estilo de la animación Rubber Hose de los años 30, recordando a leyendas del medio como Félix el Gato, los primeros cortos de Mickey Mouse o las Merrie Melodies de la Warner. El juego complementa esa estética con una banda sonora de jazz al estilo Big Band de la época, con el típico crujido de fondo como si tuviéramos puesto un vinilo viejo. El sonido de huevos fritos, que se decía en los 80. Otro de los puntos que han hecho un éxito de este juego es su dificultad, suficiente como para ser un reto pero no tanto como para ser un imposible que abandonas desesperado. Está en el punto exacto como para ser tremendamente adictivo. ¿Recuerdas el Flappy Bird de 2013? Pues algo así.

Aunque la historia básica de Cuphead se cuenta en los primeros cinco minutos del juego, hay más que decir. Cuphead y su hermano Mugman se limitan, pasada la intro, a estar en el precioso shooter horizontal que hemos podido ver. Pero en este cómic que ha editado Norma Editorial (al otro lado del charco, Dark Horse), veremos historias algo más profundas de estos personajes.  A ver, tampoco vamos a tener aquí un Watchmen, son historias cortas cómicas, al estilo de la animación de la época, que en algún caso recurren -exitosamente- incluso al humor slapstick, pero algo más de personalidad ya le dan a los personajes. No hay un género único: hay historias sobrenaturales, de ciencia ficción, infantiles… pero todas ellas con el estilo de humor de la animación clásica de hace casi un siglo.

cuphead pg2

Los autores de este cómic no son habituales del medio. Al guion tenemos a Zack Keller, que sí tiene un cómic anterior (Death Head, editada por Dark Horse en 2016), pero su trabajo habitual es como guionista de videojuegos y de animación. Entre otros, ha participado en los Batman y Guardianes de la Galaxia de Telltale, donde coincidió con Evan Skolnick, guionista del videojuego en el que se basa este cómic y antiguo guionista de cómic.

Al dibujo tenemos a Shawn Dickinson en el primer cómic que hace y, la verdad, sale airoso de su primera prueba. Este ilustrador, que se confiesa inspirado por autores de los años 30 como Dave Fleischer, Bob Clampett y Tex Avery, viene del campo del diseño, donde ha hecho una carrera haciendo ilustraciones para el entorno motero y para grupos Surf, Garage, Rockabilly y Punk.

cuphead pg3

Este cómic cumple a la perfección con su concepto de familia transmedia, que en breve crecerá con una serie de animación para Netflix. Es un producto que dará un extra a los fans del videojuego, y a los lectores de cómic les llamará la atención sobre un videojuego que posiblemente no conozcan. Ese ha sido mi caso, por cierto. El cómic me ha hecho comprar el juego. Supongo que eso habla bien de este tomo, ¿no?

Compartir:
Enrique Acebes

Enrique Acebes

Quien con monstruos lucha cuide de no convertirse a su vez en monstruo. Cuando miras largo tiempo a un abismo, el abismo también mira dentro de ti.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com