Los antecedentes con los que se inicia esta nueva serie del Caballero Oscuro, Calles de Gotham, no pueden ser más distintos al statu quo. Dick Grayson... Batman. Calles de Gotham 1: El corte final

Los antecedentes con los que se inicia esta nueva serie del Caballero Oscuro, Calles de Gotham, no pueden ser más distintos al statu quo. Dick Grayson y Damian Wayne son Batman y Robin, y su relación con la policía y con los bajos fondos de Gotham difiere mucho de la que mantuvieron sus predecesores. Dick y Damian tendrán que pasarlo francamente mal para defender a los más vulnerables de Gotham, aunque lo intentarán por todos los medios y descubrirán oscuras facetas de la ciudad hasta un desenlace de órdago.

Con Bruce Wayne fuera del panorama, era de esperar que el manto del murciélago lo heredara Dick Grayson. Al fin y al cabo, era para lo que se había estado entrenando toda la vida. Y al igual que su Batman es más educado y afable que el que representaba Bruce Wayne, el Robin que le acompaña dista mucho de aquel joven Grayson, que alternaba volteretas con chanzas y sonrisas. Aquí es Damian Wayne, el hijo de Bruce, quien viste de rojo y amarillo: un Robin más violento e impulsivo que cualquiera de los anteriores. No hace falta ser un lumbreras para sumar dos y dos, y saber que el conflicto de personalidades entre ambos está servido. Por si fuera poco, el psicópata Victor Zsasz anda suelto y haciendo de las suyas, aunque esta vez puede que haya llegado demasiado lejos.

calles de gotham

El guionista Paul Dini vuelve a formar equipo con el dibujante Dustin Nguyen (y también con el entintador Derek Fridolfs y el colorista John Kalisz) para continuar con la excelente racha que se marcaron en Detective Comics, y que aquí pudimos leer, entre otros volúmenes, en Batman: Corazón de Silencio. Dini (Musas de Gotham) es uno de los guionistas más solventes y versátiles con que cuenta DC Comics, y uno de los que mejor domina el Bat-verso. Prueba de ello es que este Batman, al no ser Bruce Wayne, cuenta con una personalidad y una voz propia. Cuando este Batman habla, no oímos a Bruce, sino a Dick Grayson. Sus palabras y su lenguaje corporal destilan una mayor paciencia y humanidad de la que tuvo su precedesor. Incluso cuando creemos que está a punto de perder los nervios frente a las impertinencias de Damian, Dick mantiene la compostura y le recuerda educadamente cuál es su sitio. Dini vuelve a apoyarse en los lápices de Nguyen (Cuentos de Batman: Érase una vez, Aula de la Justicia), cuyo dibujo redunda en las abundantes sombras y manchas de negro para recrear la Gotham nocturna en la que se mueven sus personajes.

La historia principal, que es la de la última hazaña criminal de Zsasz, se ve punteada por la aparición de varios otros villanos, como Silencio (Tommy Elliot), quien ha pasado por el quirófano para adquirir los rasgos de Bruce Wayne, y ha ocupado su lugar a la luz pública, despilfarrando la fortuna Wayne en arrebatos filantrópicos multimillonarios. Veremos también a otros villanos de menor envergadura como Luciérnaga, Máscara Negra y Gran Tiburón Blanco, y contaremos con cameos de Harley Quinn y el Pingüino, pero sin duda los dos personajes revelación de esta historia son el Broker (un agente inmobiliario especializado en conseguir guaridas para supervillanos) y Abuso, un grandullón que se dedica a dar palizas a delincuentes, y cuyo origen parece estar vinculado a una aventura anterior del Cruzado de la Capa. De los once números contenidos en este tomo, y que comprenden el primer arco argumental de esta nueva colección titulada Calles de Gotham, sólo siete corresponden a la historia principal. Los números 5 y 6 de la serie contienen la historia Leviatán, protagonizada por La Cazadora y Man-Bat, con guion de Christopher Yost (Runaways, X-23), mientras que los números 8 y 9 están dedicados a una historia paralela sobre un asesino en serie de delincuentes, y están escritos por Mike Benson (Masacre, Luke Cage Noir) que es, además de guionista de cómics, guionista y showrunner de series de televisión como El séquito y The Bernie Mac Show. Si bien estas dos historias son claramente de relleno, aparentemente para dar tiempo a Paul Dini para desarrollar la historia principal, sí que contienen elementos de esta, por lo que su inclusión en este volumen tiene sentido.

calles de gotham

¿Se puede leer este Calles de Gotham sin haber leído los números anteriores? Lo cierto es que sí, aunque los más distraídos tal vez habrían agradecido un artículo introductorio explicando qué ha pasado con Bruce Wayne, y alguna nota al pie recordando de dónde salió el personaje de Abuso. Por otro lado, y precisamente por el mismo motivo, no considero que esta sea la obra más adecuada para los que quieran introducirse en el mundo del Batman. ¿Quiere esto decir que desaconsejo su lectura? En absoluto, siempre y cuando el lector sea consciente de que necesitará conocer algunas cosas de antemano para poder disfrutar del todo de su lectura. Sea como sea, vale la pena por el sólido trabajo al guion de Paul Dini y el buen hacer de Dustin Nguyes con el lápiz (y sus maravillosas portadas pintadas).

Compartir:

Antonio Hidalgo

Anteriormente conocido como El Tete, abandonó los sellos y las RCLTG para encargarse de esta web. Y no volvió a mirar atrás. Bueno, algún vistacillo ocasional sí que ha echado.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com