Wonder Woman: Las mentiras recopila los números 1, 3, 5, 7, 9 y 11 de la etapa Rebirth que comenzó hace algo más de... Wonder Woman: Las mentiras

Wonder Woman: Las mentiras recopila los números 1, 3, 5, 7, 9 y 11 de la etapa Rebirth que comenzó hace algo más de tres años. El motivo de que echemos en falta los números pares es que Greg Rucka, su guionista, decidió que esta historia se contaría en dos frentes con marcos temporales distintos y distintos dibujantes. Tanto en los USA como por parte de ECC han tenido a bien con acierto hacer en el tomo una recopilación por arco en favor de la unidad de la historia.

Wonder Woman: Las mentiras

Así, tenemos la visión de Greg Rucka sobre nuestra amazona favorita en este Renacimiento, que venía a poner en orden los distintos destrozos que dejó New 52 en el universo DC. Tal vez Wonder Woman fuera de las mejor libradas y la etapa de Brian Azzarello y Cliff Chiang nos dejara una etapa más que digna, incluso muy popular entre los fans, pero creedme que Wonder Woman: Las mentiras es mejor. Rucka es un viejo conocido de la amazona y ya nos dio su visión durante más de 30 números en aquella edad dorada moderna que vivió DC a principos del presente siglo . Tal vez en aquella época Rucka fuera más Rucka y, dentro siempre de la idiosincrasia mítica de la amazona, jugara más a ese juego político que tanto le gusta al guionista californiano. En Wonder Woman: Las mentiras el enfoque se concentra mucho más en lo que supone Wonder Woman como idea y como personaje. Rucka no salió muy contento de DC y parece como si haber vuelto ahora con otros editores le insuflara nuevas energías para reivindicar un personaje a cuyo origen y condición se han dado tumbos sin mesura.

Para ello nos trae a Diana en un punto donde no parece tener claros sus recuerdos y debe emprender la búsqueda de su hogar perdido en Themyscira, aunque no sin antes visitar, revisar y resituar a Cheetah, la que probablemente sea la villana más característica de Wonder Woman. Recuperará también a Steve Trevor o Etta Candy, además de algunos personajes de su anterior etapa o incluso alguno de sus fetiches como Sasha Bordeaux.

Wonder Woman: Las mentiras

Rucka se las arregla para reformular todo el universo de Wonder Woman mientras reflexiona sobre el mismo con montones de metatexto. Pero además nos da una historia que no deja de crecer y abrir nuevas ramas con que intrigarnos y aún tiene tiempo dejarnos algunas ideas sobre los roles de género y empoderamiento femenino e incluso a darle algunos palos a lo que sucedió con Diana durante New 52. Wonder Woman: Las mentiras es un Renacimiento en toda regla, hundido en lo más hondo de sus raíces y cohesionado con una lógica interna apabullante con toda la historia de Wonder Woman (con New 52 incluido).

Quedaba por ver cómo le encajaba a esta historia un dibujante tan testosterónico como Liam Sharp, pero al igual que Rucka, Sharp resulta ser un perro viejo y más de treinta años en el negocio le dan tablas más que suficientes para no perder su identidad y encajar aún así como un guante en el tono de la historia y el personaje. Su Wonder Woman es fuerte y orgullosa, pero también bella y amable, con un fuego que oscila entre la templanza, la calidez y la pasión fulgurante cuando cada situación lo requiere. Los entornos recargados y sucios en los que nos sumerge nos llevan a lo mítico, pero también hacia ese tono crepuscular que respira Wonder Woman: Las mentiras.

Wonder Woman: Las mentiras

Con la perspectiva de los tres años que han pasado desde que este Renacimiento arrancara, la sensación general es de que le sentó francamente bien al universo DC, pero al margen de la inmensa calidad de este Wonder Woman: Las mentiras, tal vez sólo el Superman de Tomasi y Gleason haya hecho tanto honor al nombre de Renacimiento como Wonder Woman. Por bien que pudieran hacerlo Azzarello y Chiang, Rucka y Sharp te muestran lo mucho que echabas de menos a Diana.

Compartir:

Alain Villacorta "Laintxo"

Fue picado por un cómic radiactivo y ahora ve el mundo a través de viñetas y tiene el sentido de la realidad proporcional de un tebeo. No os preocupéis, no es peligroso... creo...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com