Norma Editorial aprovecha la edición conmemorativa del 11º aniversario (sí, al propio autor se le olvidó el 10º) para publicar esta edición integral de... Solanin Integral

Norma Editorial aprovecha la edición conmemorativa del 11º aniversario (sí, al propio autor se le olvidó el 10º) para publicar esta edición integral de la obra Solanin, del mangaka Inio Asano. Recordamos que es un manga que se publicó originalmente entre 2005 y 2006 en la revista Shogakukan Weekly Young Sunday, y que posteriormente fue editada en dos tomos Tankōbon. El manga gozó de tal éxito que dio pie a una adaptación cinematográfica de acción real en 2010 que recaudó casi cinco millones de dólares en su primer mes en cines. Esta edición que recupera Norma, además de estar editada en un solo tomo integral, incluye dos capítulos extra, uno a modo de spin off y otro hecho específicamente para esta edición contando las aventuras de los protagonistas, pasados esos once años también para ellos…


Solanin
es un slice of life que cuenta la historia de un grupo de veinteañeros justo en ese momento en que han finalizado sus estudios y llevan unos pocos años desde que dieron el salto al mercado laboral. Meiko y Taneda tienen trabajos rutinarios, que no les hacen sentirse realizados pero que necesitan para costear su pequeño piso. Taneda tiene un grupo de música junto a sus amigos Billy y Kato. El quinto miembro del grupo de amigos es Ai, amiga de la universidad de Meiko, y pareja de Kato. Llega un momento en que Meiko se da cuenta de que su trabajo no es lo que quiere para su futuro y lo deja. Animará también a Taneda a hacer lo mismo y dedicarse a su verdadera pasión: la música.

Resulta muy interesante leer ese epílogo escrito por el propio Inio Asano al final del tomo en el que repasa el recorrido de la obra en sus once años. Primero porque reconoce que no se esperaba el éxito que acabaría teniendo la obra, pero también porque analiza algunos defectos gráficos que ha ido corrigiendo y hace una radiografía a algunos de los personajes y del punto de inflexión que tiene la obra casi a la mitad. Muchas veces los lectores damos importancia a una escena o un detalle y nos obsesiona saber si tenemos razón o no. Cuando el autor habla de ese momento concreto, reconoce que le han preguntado mil veces por cuál es el verdadero sentido que quiso darle. Confieso que yo lo tuve claro desde un principio, en su versión buenista, en contra de lo que piensa la mayoría, pero realmente creo que no importa tanto… Y no sigo hablando del tema, para preservar a los lectores que aún no se hayan acercado a ella.

Solanin me ha sorprendido, porque es una obra muy sencilla, que se basa en el día a día de estos cinco amigos, aunque con especial atención a la pareja formada por Meiko y Taneda. No obstante, Billy y Kato también tienen su propio capítulo en el que se explora en profundidad sus personajes. Sin embargo, a pesar de su sencillez, y gracias sobre todo al magnífico trabajo de caracterización de personajes, es muy difícil perder la atención durante la lectura. Asano consigue que queramos saber qué es lo siguiente que va a pasarle al grupo de amigos y que empaticemos con esas decisiones arriesgadas que todos hemos tenido que tomar en un momento concreto de nuestras vidas… aunque al final hayamos acabado tirando por el camino fácil. Explora muy bien la relación de pareja entre esos chicos que dudan si están juntos por amor verdadero o comodidad, y si es lo que quieren para su futuro. Lo hace a través de dos parejas bien diferentes: Meiko y Taneda son la pareja más «al uso», mientras que Ai y Kato es una pareja a la que se ve mucho más asentada, pero con dos personalidades que recuerdan a las de los propios Meiko y Taneda, pero más extremas: Ai es mucho más sensata y tiene clarísimas sus ideas, mientras que Kato es el típico chico con sobrepeso y muy friki, que ha conseguido estar con una chica por encima de sus expectativas, y que encima consigue atarlo en corto.


La obra tiene sus momentos de intensidad emocional, que sobresalen por encima de esa aparente calma, pero sobre todo se apoya en reflexiones de los personajes que van a conseguir traspasar el papel y llegar a nosotros mismos, hacernos pensar qué haríamos en esa situación e incluso, quién sabe, replantearnos el momento en el que nos encontramos cada uno. Sin duda, es uno de los puntos fuertes de la obra: el acompañar a los personajes en la búsqueda de sus sueños, desde un punto de vista realista. El grupo de música no es nada especial, no son los típicos músicos que están por descubrir y acaban comiéndose el mundo… pero tienen algo que contar y luchan por hacerlo. Tener las ideas tan claras acabará incluso influyendo en la vida de un personaje secundario que se cruzará en su camino, consiguiendo un bonito mensaje hacia el final de la obra.

Los extras de esta edición incluyen un capítulo en el que una pareja ve el piso de Meiko y Taneda para alquilarlo, una vez lo han dejado ellos y al encontrarse algunos efectos personales sacan sus propias teorías sobre quiénes estaban y qué ha sido de sus vidas. Sencillo, pero como viene después del final de la obra, en el que te dejan con esa agradable sensación y una sonrisa en los labios, es todo un regalo para el lector. Pero más aún he disfrutado del capítulo 29, donde recuperamos a los protagonistas once años después, y vemos qué ha sido de sus vidas. Están como esperamos que estuvieran. El autor no intenta en ningún momento sorprender, y me parece muy inteligente porque el efecto conseguido es, precisamente, el que consigues cuando te encuentras con un amigo al que no ves desde hace años… y sigue igual que lo recuerdas.

El dibujo es sencillo, se nota mucho la evolución en el capítulo final (once años después) y tira mucho de realismo y de referencias, aportando incluso las fotografías de los sitios reales a modo de interludio entre capítulos. Además, son muchos los fondos de viñetas que usa fotografías reales a lo largo de las casi quinientas páginas de la obra.


En definitiva, Solanin Integral.

Cuando una obra sigue siendo reeditada tras tantos años desde su edición es porque ha conseguido llegar al gran público. Solanin es una obra muy sencilla, que analiza el día a día de cinco amigos que buscan sus sueños y no siempre se ven cumplidos, pero al menos luchan por alcanzarlos. Una obra que se apoya en una caracterización de personajes muy conseguida, haciendo que no necesitemos en muchas ocasiones leer los pensamientos de los personajes para saber qué están pensando. También hay relaciones y sentimientos entre algunos personajes que, sin siquiera sugerirlo en ningún momento, vamos a tenerlos muy claros cuando lo leamos (se me ocurre por ejemplo la relación entre Billy y Meiko). Una de esas obras que lees y te deja muy buen sabor de boca. Yo quiero saber más de los chicos… ¿Cómo les irá?

Lo mejor: El buen sabor de boca que deja. La relación entre los personajes. La caracterización. La escena del concierto, maravillosa.

Lo peor: Te deja con ganas de más, acabarás añorando a los personajes.

Como extra, os dejo el trailer de la película y la versión que hace el grupo Asian Kung Fu Generation del tema Solanin.

¿Te interesa comprar este cómic?
Hazlo desde este link de Amazon y colabora con Es la Hora de las Tortas.
SOLANIN.NUEVA EDICIÓN: Edición integral
Inio Asano and Norma Editorial
Precio: EUR 15,15
Summary
Review Date
Reviewed Item
Solanin Integral
Author Rating
41star1star1star1stargray
Compartir:

Alejandro Martínez

Alcalde no electo de Star City. Conocido en determinados círculos como "El páharo". Era el único que justificaba sus artículos en esta web, pero los caciques que la dirigen me han obligado a dejar de hacerlo... Sniff sniff.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com