Están siendo duros tiempos para el entorno de DC. Estamos apenas a una semana del estreno mundial de La Liga de la Justicia y... Sobre el Berganzagate

Están siendo duros tiempos para el entorno de DC. Estamos apenas a una semana del estreno mundial de La Liga de la Justicia y a la editorial le crecen los enanos, o más bien los orcos.

Por un lado, en TV, la cadena The CW ha tenido que suspender a Andrew Kreisberg, showrunner de Supergirl,  Arrow, The Flash y Legends of Tomorrow, después de que 19 personas le denunciaran por acoso sexual. Por otro, su relación con el productor Brett Ratner, acusado también por 6 actrices de acoso sexual, y la polémica suscitada por el hecho de que, una vez conocida la noticia, Gal Gadot haya avisado de que si este hombre no deja la saga de Wonder Woman, se niega por completo a seguir en ella.

La última de sus piedras en el zapato tampoco es nueva, otro secreto a voces que sale a la luz: a DC Comics no le ha quedado más remedio que cesar públicamente este domingo a su editor Eddie Berganza por acoso sexual.  En el momento en que escribo esto ha sido ya oficialmente despedido.

Tres hombres claves en el devenir de la casa, tres hombres dirigiendo además los destinos de personajes que deberían ser, y lo son aun así muy a pesar de ellos, un icono de empoderamiento y liberación de la mujer, como Wonder Woman y Supergirl.

No voy a tratar de analizar en profundidad la linea temporal de lo ocurrido que tan bien desglosa en su artículo la fuente original. Lo mejor que podéis hacer es leer directamente la entrada de Buzzfeed del viernes que es lo que ha levantado la perdiz, o este de DCWomenKickingAss de hace un año, o este de Splinter News de Abril.

El NY Daily News llamando a Berganza pervertido EN PORTADA. El alcalde de Long Beach escribiendo a DC exigiendo su despido. Dan Didio borrando su cuenta de twitter solo para no tener que oír más peticiones de despido de Berganza. Reacciones de fans, pero también de profesionales del medio como Rafael AlburquerqueJeff Lemire,  Mark Waid, Greg Capullo, Rob LiefeldGreg Rucka confirmando que la única condición que puso para escribir Wonder Woman es que bajo ningún concepto iba a trabajar con este hombre  (y de hecho le pusieron con otro editor aún cuando WW llevaba años bajo el ala de Eddie)… El hecho de que todas las mujeres que por desgracia acabaron bajo su influencia terminaran renunciando o siendo despedidas, pero de cualquier forma dejando los superhéroes

Berganzagate

Wonder Woman: Tierra Uno con Berganza en el fondo.

 

Eddie Berganza era una piedra que llevaban 10 años rodeando por no retirar. Pero yo creo que si DC pudo dejar marchar a alguien tan valioso como Karen Berger y seguir haciendo caja, no se va a morir ahora por haber echado por fin a un tipo que ha hecho tanto daño a su propia empresa. Tantos talentos espantados solo por no tener que darle la mano.

Y quien dice a Berganza dice a las otras piedras cuyo nombre, como siempre, nadie se atreve a decir pero son un secreto susurrado a voces en el mundillo, esos nombres que se dicen al oído para “que tengas cuidado con el”. Y ese me parece el problema, que parece que DC no ha tomado cartas en este asunto por que le importe demasiado lo que ocurre en sus oficinas, sino por que no hacerlo era mediáticamente un suicidio. Hay alguien por encima que decide la línea argumental de la editorial, y es de esas personas de quien se espera que no miren para otro lado cuando les llega una peticion de auxilio que involucra a alguno de sus trabajadores, sino que establezcan una política de recursos humanos coherente con lo que desean transmitir.

Porque yo adoro DC, espero coherencia de DC. Llevaba mucho tiempo encubriendo este secreto a voces que a tantos revolvía el estómago.

Es un mundo difícil. No hace falta hacerlo más.

Hace poco decía que quien tiene una voz que oyen muchos, que influye en muchos, tiene también una responsabilidad sobre los mensajes que emite. Una responsabilidad que puedes ignorar e ir a hacer caja, o una responsabilidad que puedes abrazar.

DC es una empresa, soy consciente de ello, pero también tiene esa voz que supone una diferencia, y sus comics, al menos desde mi punto de vista, suelen reflejarlo, y muestran un gran interés por transmitir la idea de que puede existir un mundo mejor. Pero no puedes decir una cosa y luego hacer otra.

Yo seguiré comprando fielmente mis series de Renacimiento, e iré a ver La Liga de la Justicia. Porque llevo mucho esperándolo, porque adoro esos personajes, y porque cualquier cosa que saque a Wonder Woman diciendo que podemos ser mejores, merece la pena.

Por que podemos ser mejores. Seamos Mejores.

Compartir:

Iratxe

Procrastinadora profesional nivel olímpico. Hablo mucho de croquetas. Leo cómics. Tengo fax. Una vez me casé con una inteligencia artificial que solo procesa en unos y ceros. Mi memoria de pez me impide ser una friki plenamente funcional. Casi siempre en modo salvapantallas. Me dejan escribir aquí porque no saben como decirme que quién soy y como me he colado aquí. Son buena gente

  • Rederick

    21 noviembre 2017 #1 Author

    Lo suyo sería dejar de comportarnos como una turba, presentar las pertinentes denuncias y dejar que la justicia actúe. La prensa impartiendo justicia me recuerda a Dolores Vázquez.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com