Es un gustazo leer historias en las que se rescatan personajes históricos para, o bien situarlos en un contexto actual, o bien para construir... Reseña: Mystery Society, de Niles & Staples

Es un gustazo leer historias en las que se rescatan personajes históricos para, o bien situarlos en un contexto actual, o bien para construir anacronismos donde la ficción no encuentre límites. Quizás el referente más claro en el mundo del tebeo sea La Liga de los Hombres Extraordinarios, del «barbudo», aunque en los últimos años también hemos podido disfrutar de otras magníficas series como — la por desgracia bruscamente finalizada — Los Proyectos Manhattan, de Hickman y Pitarra, en la que los autores reescribieron las andanzas de algunos de los físicos, químicos y matemáticos más brillantes del pasado siglo. Sí, ver al capitán Nemo haciendo equipo con el Dr. Jekyll, o a Einstein haciendo saltos interdimensionales, es cañero. Mucho. Y precisamente uno de los grandes atractivos de la obra que tenemos hoy entre manos es esa, con la excepción respecto a las dos nombradas anteriormente, que en Mystery Society el peso de la historia recae sobre personajes de nueva creación, siendo esos referentes históricos mero aderezo, y que los guiños literarios y las científicos coexisten envueltos en un halo paranormal… aunque esta expresión tiene un ligero tufo a esa perniciosa clasificación de ciencias y letras que tan poco bien hace, pero tan útil para entendernos.

Mystery Society, miniserie divida en cinco números con guiones de Steve Niles y los lápices de Fiona Staples, fue publicada por IDW allá por 2010 — ya ha llovido. Hace aproximadamente un mes Planeta Cómic decidió publicarla recogiendo los cinco capítulos en un cuidado tomito en cartoné, que también incluye portadas originales y alternativas, así como los bocetos de uno de los nombres más en forma y en boga entre los dibujantes de cómic actuales, la canadiense Fiona Staples.

El relato se centra en Nick y Anastasia, un joven matrimonio que siempre soñó con formar una especie de sociedad para la investigación de misterios y fenómenos paranormales, y a los que la suerte les brinda la oportunidad de llevarlo a cabo. Abiertos a aceptar a todo aquel que lo desee, personajes de lo más variopinto terminan uniéndose al grupo. Y por variopinto se entiende un Julio Verne atrapado en una especie de robusto robot, una no-muerta, o un par de gemelas salidas del Área 51 con inquietantes habilidades… y un secreto.

Mystery Society 4

El grupo al completo

¿Cómo se puede construir una historia con esa cantidad de información, consistente, y de manera que te llegues a interesar por los personajes en poco más de un centenar de páginas? Bueno, Mystery Society es una lectura que comienza in media res, prácticamente in extremis, tremendamente dinámica, dando pinceladas al lector a modo de flashback para que pueda conectar con los protagonistas y se entere un poco sobre qué narices es Mystery Society sin ahondar demasiado en los personajes — no vas a enterarte de cómo leches ha llegado el cerebro de Julio Verne a ese cacharro de latón — y sin «gastar» muchas viñetas. Lo más importante que hay que entender es que es un tebeo sin ninguna pretensión para entretenerte durante unos minutos y desconectar. Ni más ni menos. Hacía una barbaridad que no leía algo de Steve Niles, y me ha sorprendido que sea una obra ligerita de ficción con tonos de comedia — con lo que nos tenía acostumbrados a la sangre y los colmillos.

Mystery Society 3Aún con la ligereza de la que os hablo, se pueden encontrar segundas lecturas a la historia. En primera instancia puede parecer un batiburrillo de elementos dispares — muy pulp —, pero no creo que sea así realmente. Por ejemplo, no puede ser una coincidencia que tengamos el cráneo de Poe a modo de reliquia con poderes, uno de los grandes estandartes del romanticismo, y que sea precisamente Julio Verne, ubicado en una época en la que el romanticismo hacía las maletas y padre de la ciencia-ficción, quien acuda a recuperarlo, ayudado por una no-muerta y la ciencia disparatada.

Seguramente el punto fuerte del tebeo sea su dibujo — vamos, que no es mera casualidad que el cómic venga con una cinta remarcando que Fiona lo ha dibujado. El problema es que se haga también referencia a Saga y se ponga el listón inalcanzable para algún que otro despistado—. Sin duda Fiona Staples hace un gran trabajo, cosa que no sorprende a los que seguimos religiosamente Saga.

Mystery Society 1

Pero vamos, que hace portadas muy buenas…

Creo que la paleta de colores apagados empleados en esta ocasión le va algo peor a las tintas de Fiona que los colores vivos de Saga, pero el diseño de personajes, anatomías y expresividad de los personajes siguen siendo fabulosos. Lo único que no me agrada del todo es comprobar que la ausencia de fondos es una constante en su arte. Últimamente ha surgido su nombre en varias conversaciones a raíz de los recientemente otorgados premios Eisner. Al final, junto con el éxito siempre vienen adheridos los detractores que más que no disfrutar de sus pinceles, se cansan de que gane tantos premios la misma obra o los mismos autores. Personalmente, pese a que me gusta que los premios se repartan un poco más, Saga es una de las mejores obras que se publican actualmente y sus autores están muy en forma, por lo que, pese a que podamos tener otras preferencias, a mí personalmente no me chirrían los premios que les otorguen. Quizás el Eisner a mejor portadista en esta ocasión, compartiendo candidatura con Sana Takeda y Mike del Mundo…

Bueno, y antes de que me quede a vivir en el offtopic, resumiros que encuentro Mystery Society una obra que se queda en un divertimento ligero y entretenido, dejándote la sensación de que con más margen para respirar y una mayor extensión podría haber quedado un producto más redondo. Quién sabe, lo mismo volvemos a saber de «Sociedad Misterio» en el futuro.

«La ciencia no nos ha enseñado aún si la locura es o no lo más sublime de la inteligencia», Edgar Allan Poe.

Mystery Society 2

¿Te interesa comprar este cómic?
Hazlo desde este link de Amazon y colabora con Es la Hora de las Tortas.
Mystery Society (Independientes USA)
Steve Niles, Fiona Staples and Planeta Cómic
Precio: EUR 16,10
Compartir:

Jaime G. Rueda

¿Qué decir? Si mezclas las más brutales paranoias de Charles Burns y Brandom Graham te quedas corto para describir la mierda que deambula por mi azotea. Esperad, ¿lo oléis?... creo que se me está quemando la comida. Ahora vuelvo. @Jaime_G_Rueda @elhdlt

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com