MOT Guión: Nacho (José Ignacio Moreno Cuñat) Dibujo: Alfonso Azpiri Color: Alfonso Azpiri Edición original:«Mot», «El coleccionista» y «El castillo maldito» (El Pais/ Aguilar)...

mot-1-tdMOT

Guión: Nacho (José Ignacio Moreno Cuñat)
Dibujo: Alfonso Azpiri
Color: Alfonso Azpiri
Edición original:«Mot», «El coleccionista» y «El castillo maldito» (El Pais/ Aguilar)
Formato: Cartoné, 160 pgs, color.
Editorial: Planeta DeAgostini Comics
Precio: 14,95 €

Para todos aquellos que nacimos a finales de la década de los setenta y principios de los ochenta, el nombre de Mot nos trae muchos gratos recuerdos. Hace veinte años de la primera aparición de este entrañable monstruo en las páginas de El Pequeño Pais (sí, sin acento), cuyo origen inicial era protagonizar un videojuego para Spectrum de la mítica Dinamic.

Algunos pensarán que esta reseña es un ejercicio de nostalgia, y en parte lo es. Desde que El Pais-Aguilar publicara en álbumes las cinco primeras historias de Mot (dejando El aprendiz de Brujo inédito) a finales de los ochenta, las aventuras gráficas de Mot no han vuelto a ver la luz hasta ahora.

De mano de Planeta Agostini, podemos volvemos a disfrutar del magnifico trabajo de Azpiri y Nacho gracias al primer título de la segunda incursión de Planeta en el tebeo realizado por autores españoles, la línea De Origen.

Este primer tomo (de dos en total, y a un precio inmejorable), recoge las tres primeras historias completas que semanalmente aparecían en formato de cuatro páginas, narrando una historia completa dentro de la trama principal. Esto en principio resulta un problema cuando se leen del tirón, pero tampoco resulta del todo incómodo; aunque resulte más evidente en la primera historia, a poco a poco los autores fueron limando el resultado.

A día de hoy, las historias nos pueden resultan un poco infantiles, muy inocentes, más a nuestros ojos, pero siguen resultando frescas y divertidas. Además, tanto los personajes como las historias son intemporales. El regalo ideal para niños que comiencen a leer y para introducirles en el mundo de la viñeta.

El tomo se complementa con los anuncios e ilustraciones que iban apareciendo en las páginas de El Pequeño Pais, que ha resultado toda una grata sorpresa. El único PERO es la ilustración realizada expresamente para la ocasión, algo rápida y muy poco detallada, más aún sí se compara con el interior, los magníficos lápices y acuarelas de Azpiri, artífice del éxito del personaje, que gracias a su gótico estilo ha perdurado en la mente de todos.

Un consejo, regalaros este tomo. No os arrepentiréis.

Compartir:

Marcos Miguel González "Markitos"

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com