Saludos, lectores. Mi nombre es El Herrero.. Mi misión: alterar la historia  poniendo pequeños clavos por el Universo. Hoy le toca a la rueda del coche de los Kent (Kansas, USA, Tercer Planeta de Sol) ser mi víctima…Hoy es el día de El Clavo.

Estooo, pobre Lamastelle-san, la falta de costumbre leyendo superhéroes le ha llevado a creerse un superhéroe villanesco y…. En fin, hoy reseñamos El Clavo, de Alan Davis, Mark Farmer y Patricia Mulvihill.

-Oye, Lamastelle-san,¿de dónde han salido esos autores? Bueno, Farmer es el entintador del dibujo de Davis. Y Mulvihill es quien le da color a esos dibujos entintados. Este tomo engloba los tres números del Otros Mundos que Davis escribió sobre una JLA (o LJA, según el idioma que uses) sin Superman.

ClavoJLA: The Nail números. 1 a 3 USA. GUIÓN: Alan Davis. DIBUJO: Alan Davis, Mark Farmer. COLOR: Patricia Mulvihill. FORMATO: Rústica, 160 páginas. A color.

Superman. DC. Otros Mundos. Doctores tiene la Iglesia y esta web está llena de reseñadores que saben más que yo sobre todos esos temas. Pero como están todos disfrutando de sus merecidas vacaciones en sus islas privadas, pues me ha tocado a mí.

Permitidme, queridos lectores, que hoy rompa el esquema habitual de reseña. Dejadme hablaros de Otros Mundos, por ejemplo. Siempre me gustó el formato porque veíamos a un personaje conocido en un mundo nuevo, diferente, original.

Y lo más importante, un mundo donde no importaba no estar al tanto de la continuidad oficial.

De Batman solamente teníamos que conocer la tragedia de su origen. De Superman, que venía de otro planeta. Nada más. Todo era nuevo y perfecto para un lector que no estuviera al tanto del universo DC.

También solían ser historias cortas, directas, que en pocas páginas se las apañaban para presentarnos un mundo nuevo y una historia con presentación, nudo y desenlace. Sin necesidad de seguir series regulares o complementar la historia con crossovers.

Los tebeos perfectos para mí.Clavo

El Clavo es diferente. Para empezar, la historia ocupa tres números Usa. Esa cantidad de páginas permite que Davis introduzca a todos los personajes de la Liga. Bueno, a todos los de esta Liga, claro. Con sus rivales personajes y enemigos generales. Pero eso también le exige al lector un conocimiento previo de este universo. Davis homenajea a los tebeos que leía de niño en Gran Bretaña, venidos del otro lado del mar. Y tenemos desde referencias a la época de superhéroe de Jimmy Olsen a las mascotas de Superman.

Por supuesto, podemos leer  la historia sin preocuparnos por todos esos superhéroes especificos y considerarlos solamente “superhéroes”. Después de todo, estamos en Otro Mundo.

Pasemos a hablar del guión. Pues resulta que los Kent tuvieron un pinchazo y no  pudieron recoger al niño que crecería para ser Superman. Y el mundo ha seguido desarrollándose sin que nadie lo eche de menos, excepto nosotros los lectores. Luthor está ahí. Olsen está ahí. Batman está ahí. El Joker está ahí. Han crecido y evolucionado de una forma algo diferente, como nos explicará el guionista a lo largo de la obra. Pero también el miedo y el odio a los metahumanos (y alienígenas) están ahí.

La historia condensa varias tramas más o menos relacionadas. La gran cantidad de personajes hace que en algunos momentos los no iniciados nos perdamos. Por ejemplo, cuando aparece un grupo de Green Lantern, yo no sé si todos ellos son reales en otros mundos o han sido creados para este tebeo en concreto. Supongo que el lector fiel y deceíta leal no tendrá esos problemas :-).

Tendremos discusiones y peleas a montones. Parece que la no existencia de una fuerza como Superman ha abierto el paso a la desconfianza y a la agresividad. Pero estamos en una historia de superhéroes y queremos peleas entre gente que viste pijamas (o bañadores :-)).

Clavo

Pero tendremos también escenas épicas. No siempre de triunfo, sino también de fracaso y muerte. Batman lo sabe todo de eso. Del triunfo, de la caida y de la recuperación. Suyas son las mejores frases, desde mi punto de vista. Después de todo, Él es el segundo superhéroe en aparecer. Y si Superman nunca ha existido, es el primero…

Sobre el final…Permitidme hacer una comparación. ¿Sabéis ese momento en una película de aventuras o de acción, cerquita del final, cuando el héroe está derrotado y no hay esperanzas y de pronto alguien reúne fuerzas para levantarse y empieza a sonar la música y los corazón del héroe y del espectador palpitan mientras la adrenalina fluye?¿Conocéis esa sensación?

Pues Alan Davis también :-).

Pasemos al dibujo. Un dibujo que llena todas las páginas, donde las viñetas crecen lo que necesitan, donde los espacios entre viñetas (calles es el nombre técnico) son negros y parecen no existir. Un dibujo dinámico, lleno de secuencias de acción, movimiento y combates. Con unos colores fuertes y que llenan de contraste las viñetas.

Y esa narrativa… Esas viñetas llenas de fuerza o de tensión que hacen que vuelvas a leerlas una y otra vez.  Momentos y detalles que un fan dedica a otro fan. Esa Catwoman peleando, esas caras del Joker, esa última escena en la visita de Lois Lane a cierto lugar que no desvelaré… Dibujos pensados y creados para sacarnos una sonrisa o un “guau”, según quiera Davis.

Davis nos ofrece varias páginas de una única viñeta. Me ha llamado la atención que casi todas están en la página izquierda. Tenemos también alguna viñeta a doble página, al principio y al final. Podría dedicarle párrafos a esas páginas dobles. La alegría desbordante de la primera, el dolor contenido de la segunda.

Igual que podría hablaros del detalle que el autor nos regala como último regalo usando la primera y la última página. Podría, pero debéis ser vosotros quienes descubráis todos esos regalos y guiños.

Clavo

Los tres tomos originales aparecen de golpe, seguidos, dejando para el final del tomo un artículo de Alan Davis, las portadas y una breve biografía suya.

Le encuentro un fallo a la edición. A nivel personal, no me gusta nada la portada que han escogido. Supongo que es para que el lector vea al mayor número posible de los personajes que aparecerán. Pero teniendo las icónicas e impactantes portadas donde sale un clavo…

 

¿Por qué leer El Clavo?

Una historia interesante. Multitud de referencias y guiños a otras historias. Tiene algunas escenas memorables.

¿Por qué no leer El Clavo?

Eres un lector de superhéroes ocasional. No estás al día  del universo DC. Buscas Otro Mundo con menos referencias al género.

http://www.eslahoradelastortas.com/blog/media/2017/08/portadaclavo-500x767.jpghttp://www.eslahoradelastortas.com/blog/media/2017/08/portadaclavo-300x300.jpgLamastelleFeaturedHeadlineReseñasAlan Davis,ECC Ediciones,Mark Farmer,Patricia Mulvihill
Saludos, lectores. Mi nombre es El Herrero.. Mi misión: alterar la historia  poniendo pequeños clavos por el Universo. Hoy le toca a la rueda del coche de los Kent (Kansas, USA, Tercer Planeta de Sol) ser mi víctima...Hoy es el día de El Clavo. Estooo, pobre Lamastelle-san, la falta de...