Sobrados. Es lo primero que viene a la mente a medida que pasas las páginas de esta Investigaciones Factor-X y ves a esos personajes... Marvel Collection: Investigaciones Factor-X 1

Sobrados. Es lo primero que viene a la mente a medida que pasas las páginas de esta Investigaciones Factor-X y ves a esos personajes altivos e impertérritos. Pero qué bien los escribe Peter David… ¡Una serie en la que prácticamente todos sus personajes son así debería ser insoportable! ¡Pero si hasta el bueno de Fortachón tiene líneas de diálogo en los que se muestra cínico como nunca lo hemos visto! Nada está hecho porque sí, todo tiene su explicación y el guionista nos regala una serie en la que vemos diálogos brillante, subtramas contadas con un tempo soberbio, y semillas que van floreciendo poco a poco, pero que siempre dejan una incógnita que nos deja con ganas de seguir avanzando. Investigaciones Factor-X es una rara avis dentro de Marvel, de cuando no teníamos mil series con tonos radicalmente diferentes a modo de prueba, y con algo que en mi opinión le falta a tantas series de las que yo llamo “por probar” de hoy día: un guionista de calidad contrastada.

Investigaciones Factor-X
Ni siquiera el baile de dibujantes, con un constraste de nivel evidente entre los diferentes autores es capaz de perjudicar al brillante guión de David. El escritor nos coge personajes conocidos y les da un giro radical, introduciendo a esos personajes en una trama de género negro que llega a ser casi paródica (en la miniserie inicial repiten el término prácticamente en cada número), y dibuja dos o tres líneas argumentales sobre las que colocar unas interrelaciones entre los protagonistas que crecen sobre unos diálogos sensacionales.

Este primer tomo dentro de la línea Marvel Collection de Investigaciones Factor-X, contiene la miniserie Madrox, de 2004 y los primeros 12 números de la serie que comenzaría poco después gracias al éxito de esta miniserie, y que da nombre a la colección de Panini. Una serie de mutantes en un momento delicado. Recordemos que veníamos de Dinastía de M y Diezmados, y entrábamos de lleno en la primera Civil War marvelita. La miniserie de Madrox se centra en que el Hombre Múltiple decide crear una agencia de detectives a lo Alias, aprovechando su capacidad de crear duplicados a los que enviar a investigar. El problema viene cuando uno de sus duplicados aparece moribundo y Madrox decide investigar qué es lo que ha pasado. La serie regular surgiría cuando Madrox decide ampliar la agencia e incluir a otros miembros como Monet St. Croix, M, versión reducida de su nombre original Monet Yvette Clarisse Maria Therese St. Croix, ex miembro de Generación-X; Loba Venenosa, ex nueva mutante; Fortachón, ex miembro del anterior Factor-X; Syrin, la hija de Banshee; Rictor, ex X-Terminator, ahora sin poderes por culpa de la diezma; y Layla Miller, una misteriosa niña que aparece por motu propio en el grupo y de la que nadie sabe nada, salvo que «sabe cosas»… El principal enemigo del nuevo grupo/agencia de investigación es una agencia rival, Investigaciones Singularidad, y su presidente Damian Tryp. Hacia el número 8 de la serie comienza a aparecer también Mercurio, con todo lo que arrastra el personaje tras la diezma, y al que de momento no le ha sacado demasiado partido, aunque apunta muy buenas maneras de por dónde van a ir los tiros.

Investigaciones Factor-X
Uno de los mayores aciertos de David a la hora de escribir esta serie es el tratamiento que hace de Jamie Madrox, dotando al personaje de una nueva peculiaridad, y es que ahora sus duplicados se basan en una característica fundamental de la personalidad del personaje, por lo que puede surgir un duplicado cobarde, un duplicado inseguro, o un duplicado temerario y traicionero. Ese factor de impredecibilidad, hasta ahora inexplorado, hace que el personaje tenga mucho más interés, especialmente cuando están en juego una infiltración discreta o tratar con otro personaje. Si esos personajes son esas mujeres con fuerte personalidad como las que escribe David para esta serie, la diversión está asegurada.

Pero hay un personaje que destaca sobre los demás, en mi opinión, y es Layla Miller. Si llegas a esta serie sin saber más del personaje, va a convertirse en uno de los principales enigmas y atractivos del grupo. Una niña que nadie sabe de dónde ha salido, pero que tiene la capacidad de saber que van a pasar cosas. Esa desconfianza e inquietud en el resto del grupo la hacen muy interesante, y esa continua sensación de que todavía queda por saber más, un aliciente para seguir leyendo.

Investigaciones Factor-X
En cuanto al dibujo, luces y sombras. La miniserie Madrox está dibujada íntegramente por Pablo Raimondi, con un estilo cercano a Bryan Hitch, muy de esos años, y que cumple con creces sin necesidad de brillar y despuntar. La serie regular comienza con el dibujo de Ryan Sook, un regalo para los ojos, con ese estilo realista y esa hiperexpresividad de los rostros. Un estilo cercano al de Phil Noto, tan espectacular como trabajoso, lo cual hacía que tuviera que ser ayudado por Dennis Calero, un artista que intentaba emular a Sook, pero con una narrativa mucho menos dinámica y que producía viñetas con regusto a fotomontaje. Del resto de dibujantes que fueron desfilando (Renato Arlem, Roy Allen Martínez…) me quedo con Ariel Olivetti, con un dibujo limpio y que le sentaba francamente bien a la historia. A mí al menos es de los que más me gusta.

En definitiva, Marvel Collection. Investigaciones Factor-X 1.

Factor-X significa algo impredecible. La mosca en la sopa. La llave inglesa en los engranajes. El fan del béisbol que se mete en medio de una jugada y cambia una eliminatoria.

Peter David hizo una declaración de intenciones de lo que pretendía con esta serie nada más empezar: Personajes secundarios a los que poder desarrollar sin las limitaciones de otros de más renombre, continuas sorpresas, caracterización de personajes que parecen comportarse igual pero que demuestran tener matices muy diferentes, y unos diálogos muy brillantes que en mi opinión hacen de esta serie una lectura fresca, a pesar del tiempo que ha pasado desde su publicación. No he leído la nueva serie de Madrox, pero hasta entonces, puedo decir que nadie ha escrito al personaje y lo ha sabido aprovechar tan bien como en esta miniserie y serie regular. Tan solo me apena el poco partido que se le saca (al menos de momento) al personaje de Rahne Sinclair, que ha quedado en un muy segundo plano.

Lo mejor: Los diálogos. Las relaciones entre los personajes. Layla Miller. El precio del tomo.

Lo peor: Lo desaprovechada que está Loba Venenosa.

¿Te interesa comprar este cómic?
Hazlo desde este link de Amazon y colabora con Es la Hora de las Tortas.
Investigaciones Factor-X 1. Espera lo inesperado
David Raimondi and Fleurus Panini
Precio: EUR 28,45
Summary
Review Date
Reviewed Item
Marvel Collection: Investigaciones Factor-X 1
Author Rating
51star1star1star1star1star
Compartir:

Alejandro Martínez

Alcalde no electo de Star City. Conocido en determinados círculos como "El páharo". Era el único que justificaba sus artículos en esta web, pero los caciques que la dirigen me han obligado a dejar de hacerlo... Sniff sniff.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com