Probablemente si me preguntaran cuál es la gran tapada de Renacimiento, tras la lectura de este segundo tomo de la serie regular de Deathstroke... Deathstroke tomo 2

Probablemente si me preguntaran cuál es la gran tapada de Renacimiento, tras la lectura de este segundo tomo de la serie regular de Deathstroke no me quedaría ninguna duda. El guionista Priest está gozando de cierta libertad creativa y se está librando hasta cierto punto de cruces (salvo excepciones puntuales) y de tenerse que regir por lo que pasa en el resto del Universo DC. Así, nos está contando una historia que, a pesar de que nos traiga arcos argumentales con otras tramas, siempre mantiene el hilo conductor de esa trama principal. En este tomo tenemos además, la participación de un buen número de personajes como Creeper o la nueva Power Girl.

Deathstroke 2
El tomo incluye diez números, en gran medida porque tras los tres primeros se incluye un arco argumental de siete números. El primer arco está compuesto por dos números, y parte del punto en el que quedamos en el anterior tomo con Deathstroke encarcelado por Superman. En estos números, Deathstroke se retrotrae a su pasado para recordar cómo se hizo con su espada durante una misión en Serbia. Tras él un número que se puede considerar un fill-in en el que cuenta una misión independiente de Deathstroke en la que cruzará su camino con Creeper. Y a partir de ahí comienza un largo arco argumental de siete números en el que volvemos a tener a León Rojo (curioso nombre incluyendo animal salvaje y color en un personaje que es un líder de población africana…) cruzándose en el camino de Slade. Durante estos siete números, Deathstroke tendrá que recuperar su traje nuevo, y tendrá que aliarse con la nueva Power Girl contra el villano Deadline, pero realmente la trama que pasa a primer plano es esa relación de Slade con sus dos hijos Joe y Rose, pasando de ser la trama secundaria de fondo a ser la trama principal.

Y es que si esta serie está destacando por algo es por lo inteligentes que son sus guiones. Priest está haciendo unas historias que parecen ser misiones con un gran background de Inteligencia Militar, pero que son una tapadera para contar lo que quiere, que no es otra cosa de la historia de Slade, Joe y Rose. Con frecuentes recursos al flashback y algún flash forward, Priest profundiza en la personalidad de Slade, un personaje al que parece haberle cogido extremadamente bien el punto. El Deathstroke que tenemos aquí no se suaviza ni se hace bueno, ni siquiera cuando colabora con Tanya Spears, la joven inocente y alegre. Se encarga de ello desarrollando una resolución de la trama entre ambos que posiciona perfectamente al villano, y algunos diálogos brillantes en los que deja claro que no está haciendo una serie de un villano. En cierto momento, discute con Power Girl, quien sí tiene clara esa diferencia y Slade le contesta: «No hay héroes ni villanos. Simplemente la gente hace lo que hace«. Así deja claro que está haciendo la serie de Slade Wilson, sin necesidad de incluirlo en ninguna categoría específica.

Deathstroke 2
La relación con sus hijos está tratada con una brillantez absoluta, con esa continua disyuntiva de hasta dónde es un completo bastardo y hasta dónde hace lo que hace por protegerlos. Lo único que me hubiera gustado es que hubiera prescindido de esos diálogos explicativos con el personaje de Wintergreen y que hubiera dejado al lector hacer ese ejercicio de darse cuenta de ello. Los secundarios que va introduciendo también están muy bien desarrollados y caracterizados: Raptor, León Rojo, Deadline, Étienne, Power Girl (Tanya Spears), el Dr Villain (se pronuncia en francés…). Todos tienen su por qué y aportan algo a la historia, no son meros muebles decorativos. 

En cuanto al dibujo, los dos primeros números son obra de Cary Nord, con un estilo que recuerda por momentos a Cliff Chiang. El siguiente número está dibujado por Denys Cowan con tintas de Bill Sienkiewicz. Como suele suceder en estos casos, las tintas del polaco acaban por dominar el dibujo y hace que sea prácticamente imposible reconocer a Cowan en él. El arco Crepúsculo está realizado por Joe Bennett, Carlo Pagulayan y Roberto Viacava, con algunos bocetos de Larry Hama. Un estilo mucho más al uso de cómic de superhéroes que sienta bastante bien a la historia, con un predominio de la acción y una prioridad para el dinamismo.

En definitiva, Deathstroke 2.

Una serie muy muy interesante. La edición de ECC en tomos gruesos pienso que ayuda mucho a su lectura porque con la estructura que hace Priest, creo que alguno podría bajarse de ella si la leyese en raciones más pequeñas debido a que parece que está contando una historia de enfrentamientos con villanos random en algunos casos pero lo que está construyendo realmente es una trama muy grande y compleja. Por poneros un ejemplo, hay cierto momento en el que Slade pierde la visión y va acompañado de un perro lazarillo que le ayuda. Esa escena vista de manera independiente y contada como estoy haciendo, si no habéis leído la serie, puede parecer a todas luces ridícula y quitar ganas de leer una serie así. Pero luego tienes números como los de la relación con Power Girl que son fabulosos, o esa continua relación de amor-odio con Joe y Rose en la que parece que en cualquier momento van a abrazarse o a matarse unos a otros y te deja con un gran sabor de boca. Si no habéis dado una oportunidad a esta serie, os la recomiendo. De hecho, si leéis los dos tomos seguidos vais a sentir mucho más esas sensación de cohesión en la historia de la que os he hablado.

Deathstroke 2
Lo mejor
: La enorme historia que lleva construyendo Priest estos 18 números. La relación Tanya-Slade. La relacion Slade-Joe-Rose. Villain.

Lo peor: Que si le echas un vistazo rápido en la tienda te puede parecer que es una serie con enfrentamientos con villanos sin carisma y no darte cuenta de la profundidad que tiene realmente.

Para seguidores del personaje de Deathstroke. Para los que disfrutan con historias construidas lentamente. Para los que gustan de diálogos brillantes.

¿Te interesa comprar este cómic?
Hazlo desde este link de Amazon y colabora con Es la Hora de las Tortas.
Precio: EUR 18,95
Compartir:

Alejandro Martínez

Alcalde no electo de Star City. Conocido en determinados círculos como "El páharo". Era el único que justificaba sus artículos en esta web, pero los caciques que la dirigen me han obligado a dejar de hacerlo... Sniff sniff.

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com