El Centinela de la Libertad se alía con algunos de sus compañeros de Los Vengadores, para un puñado de extraordinarias aventuras a cargo de... Capitán América y los Vengadores

El Centinela de la Libertad se alía con algunos de sus compañeros de Los Vengadores, para un puñado de extraordinarias aventuras a cargo de Cullen Bunn. Ojo de Halcón, Iron Man, Namor y La Viuda Negra, en un volumen integral para los mejores patriotas.

Aunque no soy muy fan de las analogías culinarias, voy a soltar una: hay quien piensa que el Capitán América es como las acelgas. Por sí solo no sabe a nada, pero coge el sabor de aquello con lo que lo cocinas. Las acelgas con ajo saben a ajo; con jamón saben a jamón. Es decir, que el Capitán América tiene sus mejores historias cuando le juntas con otros personajes. No he terminado de estar muy de acuerdo con esta analogía, y seguro que todos recordamos grandes aventuras del capi en solitario. Pero también es cierto que como personaje gana mucho cuando tiene un compañero de aventuras. Después de todo, el Capitán América es el equivalente moral de Superman en DC: justo, bueno, noble… Puede llegar a aburrir si no le pones al lado a alguien que, metafóricamente, le toque las barras y estrellas. Por eso a Superman le viene bien juntarse con Batman de vez en cuando. En este volumen, tenemos un puñado de aventuras del Capitán América en compañía de algunos de sus compañeros Vengadores. Una especie de experimento de Marvel Team-Up que duró solo 13 episodios, y que pretendía emular el éxito que tuvo esta fórmula en otros personajes de la compañía como La Cosa o Spiderman, aunque el Capi nunca tuvo el carisma de estos dos. Vamos a ver, pues, qué resultado tuvo este Captain America and… que se publicó originariamente en EEUU de junio de 2012 a febrero de 2013.

capitan america y los vengadores

El primero en pulirle el escudo al Capitán América es Ojo de Halcón, personaje tan insufrible como encantador, dependiendo de a quién le preguntes y de si es antes o después de haberse metido en tu cama. Ojo de Halcón, de profesión chulo, no dudaba en tocarle las narices al Capi a cada ocasión mientras fue miembro de los Vengadores, disputándole el liderazgo si era necesario. El tiempo le puso en su lugar, y acabó siendo el líder de los Vengadores Costa Oeste (no sólo los de ahora, sino los de los años 80), además del Equipo Indignado. Eso no significa que no vuelva a juntarse con su antiguo compañero de armas en una aventura que les llevará a investigar la desaparición de un grupo de ecologistas en una instalación gubernamental. Aquí se las verán con derrumbes en cuevas subterráneas secretas, dinosaurios simbiontes mutantes y una misteriosa mujer llamada Kashmir Vennema, que es más de lo que aparece a primera vista. Esta mujer aparecerá en las siguientes historias de este volumen, actuando como nexo de unión entre las distintas aventuras que tendrán al Capi y a sus compañeros Vengadores como protagonistas. En las siguientes historias veremos al Capitán América e Iron Man en una subasta ilegal de armas en Madripur, con estrellas invitadas como Batroc el Saltador (el saco de boxeo favorito del capi), sus secuaces Zarán, Machete y Rápido (¿eh, quién?), y el mismísimo M.O.D.O.K. La tecnología (y la falta de ella) desempeña un importante papel en este historia, y nos demuestra por qué el Capitán América y Tony Stark, a pesar de sus diferencias, se complementan a la perfección cuando entran en acción.

Una de las ventajas que tiene el Capitán América como personaje es que permite protagonizar historias ambientadas tanto en el presente como en la Segunda Guerra Mundial. Es un héroe nacido en un conflicto bélico, con un trasfondo histórico muy marcado, que por muchos años que pasen seguirá siendo determinante en su personalidad y su visión del mundo. El Capi de esta época tiene muy claro quiénes son los buenos y quiénes los malos: por lo general, los malos hablan alemán. Y uno de sus principales aliados durante esta guerra, mucho antes de que los Vengadores fueran siquiera un concepto, fue Namor el Hombre Submarino, miembro de los Invasores junto con la Antorcha Humana, Toro y Bucky, entre otros. Los Invasores fueron el primer grupo de superhéroes del Universo Marvel, y se desbandó al final de la guerra. En este volumen tenemos una de las aventuras que el Capitán América vivió con Namor, y que involucró a una sociedad secreta llamada la Alianza, formada por algunas de las mentes más brillantes de la época, una suerte de Illuminati de la década de los 40. La Alianza reclutó a Namor para enfrentarse a la sociedad Thule (auténtico grupo ocultista del III Reich de Hitler), que se ha hecho con una máscara lemuriana con la que pretende dominar, cómo no, el mundo. El Capitán América, que pasaba por allí (literalmente), ayudará a Namor a salvar la situación.

El volumen se cierra con la historia dedicada a la colaboración entre el Capitán América y la Viuda Negra, en el que se pone fin a la trama de Kashmir Vennema. El Capi y la Viuda son dos personajes creados para ser adversarios, pero que gracias al devenir de la historia han acabado siendo grandes amigos y aliados, pese a la desconfianza natural del Capitán América de todo lo que provenga de la antigua Unión Soviética. Además, ambos tienen corriendo por sus venas un suero que ralentiza el envejecimiento, por lo que se puede decir que los dos son reliquias de guerras antiguas (a menos que en algún reboot me hayan cambiado el origen de la Viuda, en cuyo caso me cago en todo y me voy a las montañas a ver crecer la hierba y paso de Marvel y de todo ya, joder). Aquí la trama se complica más aún con personajes provenientes del Multiverso, el más destacable de todos es un Caballero Negro con una ¡¡¡MOTOSIERRA DE ÉBANO!!! ¡¡FUCK YEAH!! Aquí Cullen Bunn se suelta el moño, aparca la seriedad que mantenía hasta ahora y se sirve un Fireball con extra de tabasco para traernos un final de temporada WTF, tan sorprendente como cargado de acción.

capitan america y los vengadores

Hemos hablado de Cullen Bunn (Death Follows, Universo Veneno), autor que no despierta ni pasiones ni odios, lo que tal vez pueda ser lo peor que le pueda ocurrir a un artista. Es un guionista que no destaca por lo bueno ni por lo malo, limitándose a ser competente y cumplidor en su trabajo. Por el momento, lo que hemos leído de él por aquí no ha decepcionado, y vista la trayectoria de algunos guionistas estrella en Marvel y DC, tal vez mejor sea así. Aquí nos trae un trabajo hecho con más amor y oficio de lo habitual, con un Capitán América que sirve de trampolín para lucimiento de un plantel de secundarios de lujo, y con una historia de fondo, la de Kashmir Vennema, que engancha desde el principio y que nos sorprende, y para bien, al final. Le acompañan autores reconocidos, algunos con menos talento que otros. Es el caso de los italianos Alessandro Vitti (Suicidas) y Matteo Buffagni (Búsqueda de Lobezno), que se encargan de la historia de Ojo de Halcón con un dibujo feúzco y con más manchas de negro de las recomendables. Le sigue el veterano Barry Kitson (Transformers Marvel UK 2, La Boda de Superman), con un estilo de línea clara que contrasta sobremanera con el de los números anteriores, pero que en consecuencia pierde expresividad. La historia con Namor tiene, para mí, el mejor dibujo de todo el tomo, obra de un Will Conrad digno heredero del mejor John Cassaday, con un trazo hiperrealista y detallado, que hace que el siguiente dibujante pierda algunos enteros. Nos referimos a Francesco Francavilla, quien nos enamoró con su trazo descuidado y su exquisito diseño de páginas en El Más Allá con Archie y Pantera Negra: El Hombre sin Miedo. Aquí, sus primeras páginas parecen hechas con desgana, sobre todo si las comparamos con el detallado trazo de Conrad en el número anterior. No obstante, una vez superado el shock inicial, nos damos cuenta de que la maestría de Francavilla no reside en el detalle, sino en su composición de página y viñeta y su maravilloso coloreado pulp, tan a juego con la temática de las páginas que le ha tocado dibujar.

Los fans del Capitán América y de las historias pulp tienen aquí un jugoso material para hincar el diente, de la mano de Panini Comics. Se trata de trece números USA en tapa dura con un material que lleva al Capitán América de las montañas de San Andrés a los bajos fondos de Madripur, pasando por las trincheras francesas, Miami y un montón de localizaciones en distintos universos. Para leer en una terracita acompañado de una buena cerveza, ahora que llega el buen tiempo. Los cacahuetes son opcionales.

¿Te interesa comprar este cómic?
Hazlo desde este link de Amazon y colabora con Es la Hora de las Tortas.
Precio: EUR 28,50
Summary
Review Date
Reviewed Item
Capitán América y los Vengadores
Author Rating
41star1star1star1stargray
Compartir:

Antonio Hidalgo

Anteriormente conocido como El Tete, abandonó los sellos y las RCLTG para encargarse de esta web. Y no volvió a mirar atrás. Bueno, algún vistacillo ocasional sí que ha echado.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com