Aquaman continúa como una de las series más interesantes del momento en DC. Dan Abnett ha sabido construir toda una trama con múltiples bandos... Aquaman 10: El beso de despedida

Aquaman continúa como una de las series más interesantes del momento en DC. Dan Abnett ha sabido construir toda una trama con múltiples bandos y protagonistas y, ahora que llega a su culmen, la estamos disfrutando como nunca. Con una trama que nos va a poder recordar a la etapa de Rick Veitch, precisamente editada recientemente por ECC, hemos asistido a la lucha por el poder de Atlantis con una serie de personajes que van a inclinarse por la magia oscura y van a exiliar a Orin de Atlantis y a intentar matarlo. Incluso el método ha sido el mismo, dando la orden al Comandante de las tropas reales para que lo lleve a las afueras y lo asesine. El beso de despedida es el nombre del décimo tomo de la serie, desde el reinicio de Renacimiento.

El beso de despedida
En este tomo tenemos los números treinta y tres a treinta y cinco de la serie regular de Aquaman y los tres primeros números (de seis) de la miniserie de Mera, reina de Atlantis. Una decisión algo discutible porque, si bien, se puede entender que sacar un tomo aparte dedicado a la miniserie de Mera pueda ser comercialmente arriesgado en nuestro país, ya podían haber ajustado las entregas para recoger toda la miniserie en un solo tomo y no andar mezclando ambas cabeceras, y más si la miniserie de seis números acaba partida en dos entregas distintas.

Pero decisiones editoriales aparte, nos encontramos ante el desenlace del arco La corona de espinas. Tenemos el conflicto político en pleno clímax, con el rey Corum Rath valiéndose de todas sus fuerzas con el Comandante Murk, el hechicero Loke y la guerrera Urcell al frente, y tirando de un amigo de la infancia, el infame Kadaver, que le ayudará a dar un paso más allá por el poder, recurriendo a una magia ancestral de las profundidades abisales. En el bando contrario tenemos a Aquaman, que intenta derrocar al rey con la ayuda de la fuerza rebelde la Contracorriente, liderados por el guerrero Jurok Byss y Delfín. Pero por si no hubiera suficientes ingredientes, la novena flota, la banda de mutantes marinos lideradas por el Rey Tiburón, también unirá fuerzas con nuestro protagonista para intentar acabar con el rey.

Fuera de la contienda, aunque con sus propios intereses, vamos a ver también qué pasa con Cetea y Ondine, de la Escuela Silenciosa o el consejo real de sabios con Leot al frente.

Como veis, Dan Abnett se ha trabajado su propia Canción de Hielo y Fuego. Recordamos además que Mera está recuperándose aún de la magia de Rath en la superficie, junto a Tula. De hecho esa es la premisa de la miniserie, la recuperación de Mera y cómo Orm, el señor del Océano, que está rehaciendo su vida junto a la humana Erin y su hijo, siente la llamada del mar y decide intervenir también en el conflicto.

El beso de despedida
Abnett ha hecho un muy buen trabajo de hilar tramas con numerosos bandos y saber conducirlas hacia una encrucijada donde todo acabará por explotar. Lo ha hecho además a un buen ritmo que le ha ayudado a que la historia crezca a un ritmo cada vez mayor. No me sucede lo mismo con la miniserie de Mera, cuyos primeros tres números me parecen algo más irregulares, con un primer número en el que apenas ocurre nada y que a pesar de contar con una extensión corta de tan solo seis números, me da la impresión de que podía haberse resumido a prácticamente la mitad de ellos.

Estamos ante la típica serie que aprovecha una historia supuestamente principal para contarnos la vida de la xebeliana, con una infancia marcada por un duro entrenamiento en aquella colonia perdida de Atlantis y de su relación el rey Nereus. Mera tendrá que hacer frente a lo que le espera en adelante tras haber sido postulada como Aquaman para ser la nueva regente de Atlantis una vez consigan derrocar a Rath.

Respecto al dibujo, adolece del mal común en la actualidad: La serie regular de Aquaman, tras la salida de Stjepan Šejić, contó con Riccardo Federici, de un estilo similar, pero en estos tres números tenemos un número del italiano, uno de Kelley Jones y otro de Robson Rocha. A pesar del estilo tan diferente de Jones, tengo que reconocer que encaja bastante bien con el contenido, pues es un número centrado en la investigación del rey Rath acerca de la magia oscura y la potencia del uso de las sombras por parte del estadounidense sienta bien a lo que se cuenta.

El beso de despedida
El dibujo de la miniserie de Mera sí corre a cargo de un solo dibujante, en esta ocasión de Lan Medina. El filipino, que se diera a conocer para el gran público gracias a Fábulas, tiene experiencia en Atlantis, ya que fue uno de los dibujantes de la serie Aquaman y los Otros. Su dibujo cumple a la perfección con el tono de la serie, sin necesidad de hacer páginas especialmente deslumbrantes. Rasgos bien definidos, diseño de página atractivo e interesante, y regularidad en su trabajo. Las escenas de lucha sí me parecen muy efectivas y conseguidas.

En definitiva, Aquaman 10: El beso de despedida.

Una serie que ha llegado a un punto muy interesante, incluso a pesar de recordarnos a etapas anteriores del personaje en las que ya ha habido una lucha por el poder en Atlantis y nuestro protagonista ha tenido que luchar por recuperar el poder. Coincide con la etapa de Veitch en la magia de los que se han hecho con el poder, con una Mera regente (en la otra lo era, aquí va a serlo), en un Aquaman exiliado, en un Comandante de las tropas reales que intenta matarlo… Pero a pesar de todo, Abnett le aporta su propia personalidad y hace la historia diferente y con una intensidad in crescendo que explota en este aparente acercamiento hacia el desenlace. Con tan solo la pega de la variedad de dibujantes, pero apoyado en un guión sólido y bien planificado, Aquaman tiene todos los ingredientes para ser la serie del momento en DC.

Lo mejor: Cómo ha ido construyendo la historia Abnett. La confluencia de tramas y personajes. Las portadas de Šejić y Artgerm.

Lo peor: La heterogeneidad de autores y estilos.

Summary
Review Date
Reviewed Item
Aquaman 10: El beso de despedida
Author Rating
41star1star1star1stargray
Compartir:

Alejandro Martínez

Alcalde no electo de Star City. Conocido en determinados círculos como "El páharo". Era el único que justificaba sus artículos en esta web, pero los caciques que la dirigen me han obligado a dejar de hacerlo... Sniff sniff.

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com