Con motivo del 40 aniversario del estreno de Alien: El octavo pasajero el pasado año, Norma Editorial ha editado bastante material interesante relacionado con... Aliens VS Depredador: La saga original 3, de Randy Stradley y Rick Leonardi

Con motivo del 40 aniversario del estreno de Alien: El octavo pasajero el pasado año, Norma Editorial ha editado bastante material interesante relacionado con los bichos ideados por H.G.Giger y puestos en pantalla por Ridley Scott: Desde la alucinante miniserie Aliens: Órbita Muerta, pasando por un cruce con el Juez Dredd o la adaptación del guion original para Alien 3. Pero si algo ha sido llamativo ha sido la recuperación por fin de la subsaga Aliens VS Predator que empezó en 1990, prolongandose durante años a lo largo de un sin fin de miniseries, sin olvidar algunos videojuegos legendarios e incluso dos películas de acción real bastante reivindicables.

AVP cover

Este tercer volumen titulado La guerra de los tres mundos viene a cerrar la trilogía principal de enfrentamientos entre las dos razas más letales de la Galaxia, aunque especialmente sirve como conclusión del ciclo protagonizado por Machiko Noguchi, la temible empresaria presentada en la miniserie original que acabó por ganarse el respeto de los Depredadores y el derecho a salir de caza con ellos como una igual. Originalmente publicada por Dark Horse en el año 2010, e inédita en España hasta este momento, La guerra de los tres mundos es un excelente desenlace a esta batalla donde, gane el bando que gane, el ser humano es el que normalmente más pierde.

Pero ¿Qué tiene que ofrecer esta miniserie que no se haya visto ya? Pues nada, la verdad. Pero tampoco hace falta cuando tenemos unos protagonistas tan definidos y emblemáticos como estos bichos. El guion viene firmado por Randy Stradley, que se encargó también de las primeras miniseries, presentando una historia directa y eficaz: Ryushi ha vuelto a recibir la visita de los Depredadores, quienes lejos de emprender una cacería se han dedicado a masacrar a cada ser vivo que se han encontrado por el camino. Pero no solo esto, porque más allá de la carnicería sin sentido lo que resulta perturbador es comprobar que llevaban con ellos a un puñado de Xenomorfos como si fueran mascotas, totalmente bajo su control.

Leonardi

Por supuesto, la Corporación de planetas contactará con Machiko para que les acompañe a Ryushi como asesora para cazar a este salvaje clan de Depredadores. Seguro que si estáis leyendo esto os viene a la cabeza la trama principal de Aliens de James Cameron. De hecho, La guerra de los tres mundos es la entrega más militarizada de todas con la presencia continua de los marines coloniales y todos sus vehículos y artilugios que tanto nos hicieron disfrutar en el filme de 1986.

No obstante las semejanzas acaban aquí. Y es que haciendo gala de aquello de “el enemigo de mi enemigo es mi amigo”, Machiko, los marines y varios clanes de cazadores procederán a asaltar el planeta Ryushi con la intención de acabar con los renegados. Stradley firma una historia de acción sin concesiones que no deja un segundo de respiro al lector. Además consigue trasladar lo mejor de las dos sagas fílmicas al papel gracias a una sensación constante de peligro y amenaza. La tensión es palpable al enfrentarse a un enemigo que nunca deja de sorprender. El escritor expande la leyenda de ambas razas presentando nuevos elementos a sus particulares mitologías, lo cual se agradece en este tipo de obra poco proclive al desarrollo de personajes.

avp

Cierto es que esto de los diversos clanes de Depredadores no era tampoco ninguna novedad. Sin ir más lejos hemos podido ver varios tipos de cazadores en el videojuego Aliens VS Predator de Capcom de 1994 o en la reciente The Predator de Shane Black. Puesto que solo estoy hablando de bichos con muchos dientes o de marines armados hasta los dientes es posible que piensen “¿Qué pasa con los Aliens? ¿No aparecen o qué?” Uy, aparecen, vaya que si aparecen: reinas aliens, nuevos tipos de pretorianos, facehungers… ácido, sudor, láser y balas. La guerra de los tres mundos no se priva de nada.

Un tebeo que se devora, divertido y adictivo que además viene dibujado por el genial Rick Leonardi (complementado por las sólidas tintas de Mark Pennington). El veterano artista, que ya se acercó a los Aliens en su miniserie junto a Green Lantern en 2004, hace un trabajo impresionante con unas páginas vibrantes repletas de viñetas dinámicas que le dan un ritmo frenético a los guiones de Stradley. El artista también es responsable de diseñar al clan de Depredadores asesinos logrando que sean más amenazadores si cabe que sus congéneres cazadores. La parte artística queda completada por las impresionantes portadas pintadas de Raymond Swanland, un habitual de las ilustraciones para juegos de rol que no se ha prodigado demasiado por el noveno arte.

predator killer

Un magnífico final para las peripecias de Machiko Noguchi. Esperemos que Norma editorial le coja el gusto a esto de recuperar tebeos de estas franquicias de la extinta Fox, pues Dark Horse sacó algunas miniseries verdaderamente buenas en su día.

Compartir:

Txema Sáez

Fanático sin solución del cómic de superhéroes, del manga, del cine de terror, la literatura fantástica, los videojuegos y más heavy que una lluvia de mercurio al rojo vivo. Como los mejores turrones, he vuelto a casa por Navidad (aunque trece años he tardado).

No hay ningún comentario todavía.

Anímate a ser el primero en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com